Capítulo 10

Víctor promete seguir sus estudios y es obligado a unirse a un centro privado, donde era llamado Yoncarra. Él consideraba a todos Ignorantes Sin Complejos de Marca, hasta que vio aparecer a un chaval al que todos llamaban Míster Rápido, excepto el que lo llamaba Míster Espitoso. Míster espitoso era único en ese centro, se hacia el tipo malo y era como una imitación de alguien que vivía en los Arrebaes. Un día Rápido Bomber le ofreció caballo a Víctor y tras rememorar su pasado, hizo daño a este apretando su mano fuertemente.

En este capítulo podemos contemplar la opinión que tiene Víctor ante una clase social más elevada. También nos cuenta un problema que ocurre bastante seguido, las personas que se hace las duras para encajar y deciden dejarse llevar por lo que se supone que es guay.

La parte negativa aquí es ver lo que la gente puede llegar a hacer para encajar y las barreras que construyen las personas entre los que no son totalmente iguales a ellos o los que no están en su misma clase social y no tienen el mismo nivel económico.

Lo positivo es que Víctor cumpliera su promesa de seguir con sus estudios.

Estadísticas Este artículo ha sido visitado  23  veces

2 Comentarios to “Capítulo 10”

  1. anajm61 escribe:

    Este capítulo me recuerda a “Rebeldes”. En las clases sociales y en la opinión de cada clase hacia la opuesta. También en la necesidad de hacerse el malo para ser guay.

  2. paulagt36 escribe:

    Me alegra saber que Víctor no aceptara el caballo.

Envía un comentario

Debes estar logueado para publicar un comentario