EBAU LATÍN Y GRIEGO. COMENTARIOS

2 07 2020

A la vista de los exámenes, queremos hacer las siguientes observaciones, que también remitiremos a los coordinadores de las pruebas:

LATÍN:

1. Las explicaciones o aclaraciones sobre la combinación de preguntas son, tal como nos habíamos quejado previamente, confusas. Según aparecen redactadas ¿un alumno podría, por ejemplo,  hacer dos preguntas de léxico: A y B y no hacer literatura?

2.  Puede ser especialmente difícil  para un alumnado que este curso no ha recibido clase presencial durante el último trimestre entender el valor de “Gerendi”.

3. ¿Por qué  se ha suprimido el participio “datis” que debía acompañar a “obsidibus”?

GRIEGO:

1. Cualquier optativo debería ir acompañado de una nota aclaratoria, más un optativo oblicuo en un curso, como este, donde gran parte del temario ha tenido que sufrir recorte o adaptación por las especiales circunstancias.

2. Un aoristo sigmático de un verbo líquido (por tanto, sin sigma a la vista) o los dativos posesivos son otras dificultades añadidas innecesariamente.

3. Se agradecen las notas referentes a los nombres propios, pero deberían incluir una indicación sobre si se trata de nombres propios de persona o de lugar.

Animamos al profesorado de Latín y Griego de los institutos a aportar sus propias observaciones sobre los exámenes enviándonos comentarios a este blog

ENLACE EXAMEN LATÍN  

GRIEGO

20200703_002018.jpg

Estadísticas Este artículo ha sido visitado  941  veces


Acciones

Informaciones

17 Comentarios a “EBAU LATÍN Y GRIEGO. COMENTARIOS”

2 07 2020
Esther (19:19:02) :

¡Qué cansinismo, todos los años igual! ¿Para esto tampoco hay vacuna?

2 07 2020
Victoria Sánchez (20:14:06) :

Queridos amigos de Céfiro, estoy totalmente de acuerdo con vuestros análisis y creo que habéis resumido perfectamente todo. Espero que todas estas observaciones se tengan en cuenta por quienes corrigen los exámenes de la EBAU. Gracias por estar siempre tan atentos.

2 07 2020
IES Río Trubia (20:16:28) :

Sinceramente, poco que añadir. En Latín en el punto 1, completamente de acuerdo. Y eso que la literatura se contestaba en nada y con nada. Punto 2: ¿Gerundivo en genitivo? ¿En estas condiciones? No debe de haber construcciones más “clásicas” en latín para elegir, claro… De ‘obsidibus’ fue peor el remedio que la enfermedad. ¿Quién puso este texto?
En cuanto a Griego, si bien se rebajó el nivel de “atentado”, suscribo lo que decís.
Conclusión: o a la gente de la universidad le entra en la cabeza que estamos en situaciones de extinción, masacrados por ratios, por optatividad en la ESO (nº de grupos x 1,5), por ser comodines para impartir otras asignaturas y ahorrar medios horarios de otras materias y por cuestiones de índole varia, o no habrá manera. Vistos los otros exámenes, esto es echar ácido sulfúrico en las heridas. Pero da la impresión que, o bien les da exactamente igual, o, en algún caso, lo hacen totalmente aposta. Pueden fijar las fechas de reunión de EBAU cuando les parezca bien: siempre hay alguno que no puede asistir por X, por Y o por Z. Ahí se ve el grado de prioridad que tiene este tema para ellos.

2 07 2020
Santiago Recio Muñiz (20:30:37) :

Estimados compañeros:

en primer lugar, agradecer a Céfiro haber recogido de forma sucinta y precisa las observaciones, muy pertinentes todas ellas.
Entonces, poco puedo añadir más, salvo un par de cuestiones, aunque en una me repita:

Examen de Latín
1. Considero indescifrable el enunciado introductorio que da cuenta de las normas a las que ha de atenerse el alumno para realizar la prueba.
(Aquí recuerdo aquello de que “las palabras de Tiberio, incluso en cosas que no trataba de ocultar, …eran siempre vagas y oscuras, …” en Tácito, Anales I 11).
2. Sobre “gerendi”, bien dicho está lo que se dice por Céfiro.
3. La supresión de “datis” es harina de otro costal y me recuerda a omisionesde palabras, erratas, etc. en otras convocatorias, no sé si en Latín o en Griego. En fin, me parece imperdonable, un descaro. Gracias a nuestras lenguas clásicas presumimos de inculcar en nuestros alumnos el gusto y el afán por la precisión, el detalle, el rigor, en suma (junto con el gusto por lo emocional, que no va reñido), y aquí nos encontramos que en poco más de dos líneas el examinador se “ha olvidado” una palabra que, por supuesto, no es baladí, pues forma parte de un ablativo absoluto que resulta intraducible sin la palabra omitida, el participio datis.
4. Última puntualización: se pregunta en una opción por el significado de “déficit” y su relación etimológica con una palabra del texto.
Salvo el parecido fónico entiendo que a los muchachos les habrá resultado difícil asociarla con “defectio”. Es como si se les pidiera relacionar “rienda” con el “retentorum” del texto.

Griego
También suscribo todo lo que Céfiro anota, con una salvedad o atenuante: la forma de optativo del texto aparece en el diccionario tal cual, sin más rodeos, y eso ha resultado, seguro, de ayuda a los jóvenes examinandos. Sólo ese matiz.

En fin, los compañeros de Latín podrían haber tomado nota de sus correligionarios en lo que se refiere a los aspectos formales y de enunciado de las cuestiones
!Con lo sencillo que hubiera sido hacerlo!

Un afectuoso saludo
S. Recio

2 07 2020
María (21:49:43) :

Todos los años igual. Cuando no es un optativo es una errata o un término confuso. Además de todo lo que señaláis, con lo que estoy completamente de acuerdo, creo que ese αὐτοῦ debería llevar una nota diciendo que es adverbio. Por otra parte, ¿qué es eso de preguntar “¿Qué dioses protegen a Odiseo?” en una pregunta que vale un punto? El alumno pensará que tiene que desarrollar un tema, ya que las demás opciones no admiten una respuestas de una sola palabra.
Otros años había dos textos para elegir, pero esta vez es solo uno. Menos trabajo para los coordinadores, que podían haberse preocupado un poco más de revisar bien el examen para que no haya fallos ni omisiones. Pero no, se ve que no les importa que nuestros alumnos salgan del examen siempre desesperados.

2 07 2020
Docente discente (21:56:22) :

Corroboro al 100% todo lo expuesto anteriormente por mis colegas. Solo mostraré una vez más mi indignación ante el desprecio que ha supuesto hacer caso omiso de nuestras advertencias sobre las confusas instrucciones de Latín. Ni han colgado la solución propuesta, ni han corregido las instrucciones, ni han puesto un examen similar al propuesto y, para más inri, las preguntas estaban tan apetuñadas que casi no cabían las respuestas.
Acerca de Griego diré que tristemente es una batalla perdida. Tenemos tan mala experiencia, que esta prueba es una victoria pírrica.
El curso que viene pueden ahorrarse la reunión de coordinación y hacer directamente lo que les dé la real gana; nosotros disfrutaremos de esa tarde libre, que será de más utilidad.
Además, el análisis de Céfiro, punto por punto, es muy atinado. No se puede añadir más.
Muchas gracias por vuestro trabajo y apoyo, que lo vamos a necesitar.

2 07 2020
C. Iulius Balbus (22:07:41) :

Ya está dicho todo, pero creo que no sobra un comentario más, porque somos muchos los que estamos hastiados de este desprecio un año sí y otro también. Desprecio, sobre todo, por los estudiantes que se presentan en la EBAU a Latín y a Griego (¡y estos últimos lo hacen prácticamente por amor al arte!)
La farragosidad de la presentación de la prueba de Latín ya fue denunciada cuando se dieron a conocer, ya hace casi dos lunas, los modelos de examen; da la impresión de que se quiso corregir pero se subió el documento que no era (el enlace al examen resuelto llevaba a otra versión, algo distinta, del modelo de examen; de todas formas, casi vale más que no haya examen resuelto, viendo cómo son los de años anteriores…). ¿Hace algo la Universidad en esa prueba, aparte de poner su nombre? Su representante no acude a las reuniones, y cuando Céfiro le hace llegar un modelo de examen infinitamente más claro, no pasa de ahí. Efectivamente, como ha escrito Santiago, era muy fácil hacerlo bien; pero han decidido hacerlo mal. Se puede entender que esto sea algo que no ayuda al currículum, algo que en la Universidad nadie quiere hacer, inmersos como están todos en sus trascendentales investigaciones, ¡pero es parte de su trabajo! Y tiene efectos en muchas personas, muchos jóvenes que se presentan nerviosos a una prueba que no ha sido puesta por los profesores que conocen… Y no hablemos ya de las especiales circunstancias de este año, ya mencionadas en otros comentarios.
Respecto a los exámenes en sí, solo quiero añadir algunas observaciones sobre el examen de Latín que nadie ha hecho hasta ahora. En las preguntas de literatura (¿Cuánto tiempo se dedica a prepararlas? ¿Menos que el que Usain Bolt tardaba en recorrer cien metros?), la que pide citar tres obras de Virgilio no debería haberse hecho, pues, que yo sepa, el único género que forma parte del currículo entre los cultivados por el poeta mantuano es la épica (¿O tenemos que considerar las ‘Bucólicas’ y las ‘Geórgicas’ obras épicas?); y la pregunta sobre el teatro, así en general, también me parece improcedente: el único género teatral que aparece mencionado en el currículo oficial es la comedia.
Por último, en las dos opciones de Sintaxis hay una pregunta que es prácticamente igual: la que pide que se señalen los acusativos; y lo mismo ocurre en la Morfología: en las dos opciones se pregunta por ‘id’.
Con todo, lo más grave es la confusión de las instrucciones y la imperdonable errata.
No sé qué solución hay, porque no se ve propósito alguno de enmienda, ni interés en hacer las cosas bien. A nosotros se nos exige, y con razón, pero quienes nos lo exigen deben dar ejemplo con sus hechos. Muchas gracias y un fuerte abrazo a todos los compañeros y compañeras que sufren esto cada año, y a las alumnas y alumnos que a pesar de todo, contra viento y marea, pese al ‘fuego amigo’, siguen estudiando latín y griego.

2 07 2020
Yolanda (23:06:18) :

Totalmente de acuerdo con todo. Nada puedo añadir a lo que ya dse dijo. Es agotador que curso tras curso tengamos que lidiar con lo mismo. ?por qué cuesta tanto trabajo hacer las cosas bien? No lo entiendo. Menos mal que por lo menos nosotros estamos de acuerdo y eso te hace sentirte menos sola. Mucho ánimo y mucha paciencia.

2 07 2020
Loles (23:23:17) :

Respecto a los aspectos gramaticales está todo dicho. Yo quisiera hacer notar que en otras autonomías las cosas no son así. Existe una comisión formada por profesores (en activo, sí, de los que damos clase a los alumnos) y por profesores de la universidad. Cada uno de ellos debe preparar cuatro exámenes y tras reunirse varias veces durante el curso (creo que tres), se van poniendo en común los exámenes, depurando, descartando y consensuando los más apropiados. Y la Ebau se celebra sin más preocupaciones para los alumnos que demostrar sus conocimientos y obtener la calificación que justamente se merecen. Es lo propio en un sistema democrático que garantiza la igualdad de oportunidades de todos y cada uno de sus futuros ciudadanos. Pero en Asturias el rigor, la paridad de profesores de instituto y universidad, la igualdad de oportunidades y el trato justo me parece que no existen. Eso por no mencionar las circunstancias en que se ha desarrollado este curso. ¿Esta es la forma de que “nadie se quede atrás”?

2 07 2020
IES de Llanes (23:34:36) :

Qué alegría poder compartir con compañeros la frustración con las pruebas de este año:
1. Latín. Primer trimestre. Curso 2020/2021. Tema 1: El sistema de opcionalidad en el examen EBAU. Introducción.

2 07 2020
IES de Llanes (23:54:40) :

2. Griego. Los exámenes de Griego, de un tiempo a esta parte requieren de una revisión más profunda que la meramente gramatical (por supuesto estoy de acuerdo 100% con todas vuestras apreciaciones, algunas de ellas discutidas con los coordinadores durante las reuniones de EBAU). El número de alumnos que se presentan a este examen (¡valientes!) va in decrecendo y no es de asombrar. La situación es crítica cuando ves que la desmotivación se extiende hasta llegar también a alumnos muy brillantes.

Un cordial saludo

3 07 2020
Rosa Núnez (08:34:30) :

Estoy totalmente de acuerdo con Santiago.
- Las instrucciones del examen de Latín son liosas para los alumnos. Con haber puesto una sola opción y hacer una serie de preguntas (6/8) en cada apartado y que eligieran, por ejemplo, cuatro, hubiera bastado.
- A veces querer quitar lo que a priori parece difícil, hace que la traducción no tenga sentido (caso de DATIS). Si se hace esto, igual habría que haber reformulado o adaptado el intervalo, pues con OBSIDIBUS no tiene sentido; por lo menos para un alumno que ha estudiado latín solo dos años.
- En cuanto al gerundivo en genitivo, también es bastante complicado para muchos alumnos.

3 07 2020
claudinatb (10:11:28) :

Todos los años lo mismo. No hay manera de empezar un verano con tranquilidad. Yo os animaría a todos los que escribís aquí comentarios a que escribáis también a los coordinadores.

3 07 2020
Soledad (11:30:09) :

Buenos días a todos. Poco se puede añadir a lo que ya habéis comentado. Siempre me preocupa “menos” el contenido que la forma, por lo que quisiera insistir en las instrucciones farragosas de la EBAU de latín. Tengo que admitir, con tristeza, que a mis alumnos para esta EBAU les di instrucciones de que cogieran una opción y la hicieran entera, ante las dudas que se me planteaban a mí a la hora de interpretar lo indicado desde la Universidad. Creo que el examen propuesto nos puede gustar más o menos, puede ser más o menos acertado, pero debemos exigir que para unos alumnos que van a trabajar bajo presión máxima las instrucciones sean lo más claras posibles y a un golpe de vista les quede claro lo que pueden escoger. Un modo de colaborar a su tranquilidad.
Me gustaría también agradecer a Céfiro su extraordinario trabajo, sin prácticamente ningún apoyo.
Un saludo
Soledad

3 07 2020
Mª Josefa Glez. Begega (11:43:51) :

Y un año y otro y otro…frustrante. Yo casi aseguro que se hace mal siendo totalmente consciente de ello. ¿No serán infiltrados de otras especialidades para sabotearnos aun más?
LATÍN: ¿era el borrador del examen? Si un alumno me presentara un escrito así…
GRIEGO: Un detalle curioso: ese texto de Jenofonte ya se puso hace años, pero desde “th ustereia”, es decir, más corto. O sea, que este año, dadas las circunstancias, qué menos que hacerlo más largo. Por otra parte, ¿recuerdo mal o en la reunión de coordinación se aseguró que se iban a poner notas sobre los optativos y su valor?
Yo me dejaría ya de buenas palabras: Solicitaría la renuncia del coordinador de Griego.
¡Ánimo a todos! ¡Seguimos aguantando “no solo luchando por mar, sino por tierra y atacando las murallas”!

5 07 2020
Nel Caldevilla (12:16:09) :

Hola a toos/es:

Nun voi ser yo, nin muncho menos, quien defienda l’esame de la EBAU. En xeneral toi d’alcuerdo coles crítiques. Agora bien, quisiera facer unes reflesiones sobre lo que facemos y nun quisiera que se viera como una crítica de la que m’escluyo. Lo que voi dicir ye, en primer llugar, una reflesión sobre lo que yo mesmu fici hasta esti cursu durante una montonera d’años y que tampoco ye nueva porque otros compañeros d’otros sitios yá la ficieren.
1. Caeme gordu Caius Iulius Caesar. Esto nun ye nuevo, yá me pasaba cuando estudiaba na facultá, pero tantos años con él nun fizo más qu’acrecentar el sentimientu. Nun soporto el fulano diba y mangano venía y esti dixo y l’otru respondió. Nin falo de les batalles, toi hasta’l gorru d’elles. Confieso que la única vez que lleí los sos dos llibros enteros foi va munchos años y foi una tortura.
2. Dicho esto, lo qu’acabo dicir ye estensible, en menor medida a otros historiadores romanos.
3. Confieso tamién lo que de xuru pue ser corroborao por más: en mio vida lleí a nengún de los autores llamaos clásicos en versión orixinal: La Eneida, César, Tito Livio y demás, toos traducíos. En versión orixinal trozos sueltos, lo que se fae en clase, vamos. Y dígolo, evidentemente, non con arguyu.
4. Esti añu casi consigo facer un cursu completu llibre del virus César. Y nun foi’l coronovirus quien lo evitó, foi la selectividá. Pero reconozo que nun ver una sola frase nin de César nin de nengún otru de los tostones habituales en 4º ESO y 1º Bachiller foi un aliviu.

La situación de les llingües clásiques na enseñanza ye la que toos sabemos. Los qu’a esto nos dedicamos recreámonos na disgracia y pidimos lo que nunca nos van dar nes circustancies actuales. Podemos pidir la lluna, pero nun nos la van dar.
Agora bien, la circustancia de les llingües clásiques nun namás tien el problema políticu, tamién tien el nuestru. Cuando sustentamos una asignatura nun idioma que pal alumnáu ye más un crucigrama qu’una llingua. Cuando lloramos porque, a nun ser escepciones, nes nuestres clases tán namás los escapaos d’otres coses, ye cierto que la mayor parte de la culpa ye d’esta cultura tan de moda de lo útil qu’afecta tamién al curriculum educativu. Pero dalguna culpa tamién ye nuestra. Si nos convertimos en marcianos, naide nun va venir a venos, porque dir hasta Marte ye mui complicao.
Dende’l mio puntu de vista actual, l’esame EBAU ye un dislate completu. Preparo a los mios alumnos pa pasalu, claro, pero eso nun me quita la opinión. Consiste nun testu de dos ringleres (¡dos ringleres! Dalgún de vosotros/es imaxina un esame d’una llingua nel que se dé hora y media pa tornar dos ringleres), normalmente de batalles y similares (¡mui didáctico!) del ser superior César. Dempués vienen les preguntes de morfoloxía y sintasis, al más puru estilu llingua castellana que se supón ye l’idioma maternu (nun voi discutir eso agora) que en nengún otru esame de llingua foriata tán (¿onde tán la morfoloxía y la sintasis nel esame d’inglés?)
Dempués tenemos la etimoloxía, que paez que nel fondo ye pa lo único que val saber llatín y griego, pa saber lo que ye un déficit o una rinoplastia.
Y p’acabar la lliteratura, un montonáu de característiques d’autores y obres que los críos nin lleeron y van lleer (yá nun digamos en versión orixinal).
Ye un esámen fechu a imaxen del de llingua castellana. La diferencia ye qu’en vez d’un testu más o menos llargu que se supón hai qu’entender (pa eso se faen reformulaciones y entrugues) son dos ringleres qu’hai que tornar en forma crucigrama. Dempués de dos o tres años nun ye que los críos nun sepan escribir un testu pequeñu en llatín, ye que nin saben dicir: ¡Hola! Llámome Nel y soi d’Asturies.

9 07 2020
C. Iulius Balbus (09:48:11) :

Vistos los resultados de la EBAU en Asturias (https://www.uniovi.es/comunicacion/noticias/-/asset_publisher/33ICSSzZmx4V/content/ebau-2020-junio-ordinaria), me llama la atención que el Latín sea la materia con menor porcentaje de aprobados de todas las que se mencionan en el artículo que publica la propia Universidad (las comunes, las de modalidad obligatorias, y algunas más, entre las que no está el Griego); de hecho, la materia de modalidad que suspenden más estudiantes, tras el Latín, es Matemáticas II, ¡quince puntos porcentuales por encima!. Además, la única materia de las citadas con una nota media inferior (unas décimas) es Física. ¿Se justifica esto de alguna manera?
Creo que esto se explica no solo mediante el despropósito de examen que nuestros alumnos tuvieron que sufrir, ya comentado aquí ‘ad nauseam’, sino también por cómo se enfoca el currículo de nuestras materias, en la LOMCE y en las leyes anteriores, como apunta Nel en el mensaje anterior.
Un abrazo y muchas gracias.

Enviar un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image