Protesta estudiantil (II)

17 10 2012

Segundo día de huelga en defensa de la educación pública. Los alumnos han conseguido una entrevista con una cadena de televisión: que te vean es la única forma de que te hagan caso. Hoy toca manifestarse en Oviedo; en algunos cursos sólo me queda un alumno suelto.



Protesta estudiantil

16 10 2012

Primer día de huelga de estudiantes a favor de la escuela pública. En mi instituto se ha montado una huelga a la japonesa. Los alumnos vendrán también por la tarde y asistirán a películas, encuentros, charlas (si algún profesor se une y se las quiere dar).

Si lo miramos con desapasionamiento, una huelga japonesa es totalmente inútil en nuestro sector. No producimos materiales, por lo que no podemos saturar el almacén con más tuercas de las debidas; además, el objetivo de una huelga es siempre molestar (seamos sinceros), y una huelga en la que los alumnos están en el centro más horas no causa problemas a la comunidad, sino todo lo contrario.

Por otro lado, es muy buena cosa que los alumnos hayan decidido que una huelga es algo más que un día festivo por la cara, y precisamente la manera de demostrar esto es acudiendo  las aulas, pero no para recibir la lección del día. Y regalando su tiempo libre. Lástima que estas protestas no encuentren el eco que se merecen. Después de todo, ¿a quién le importa de verdad lo que pase en el interior de las escuelas, mientras los profesores pongamos una nota -las más de las veces ficticia- en Junio?



En huelga

8 06 2010

En huelga porque…

…porque yo no tengo la culpa de que otros hayan malgastado mi dinero.

…porque es la otra forma de votar que tenemos en las democracias.

…porque si alguien está celoso de los “privilegios” de mi puesto, que estudie como lo hice yo.

…porque en este país tener dos carreras vale menos que acostarse con un torero.

…porque, por un día, soy libre.



HUELGA

1 04 2009

Esta mañana he disfrutado del magnífico placer de no trabajar en día laborable. Mientras cientos de pringaos han tenido que levantarse a las seis de la madrugada, esta que esto suscribe ha salido de la cama a las diez y pico más o menos, se ha tomado un desayuno de tres euros en la cafetería de la esquina, se ha paseado por la hermosa ciudad de Vetusta contemplando distraídamente los afanes de los transeúntes, ha ido de compras y finalmente se ha sentado en el ciber a teclear su protesta. Porque sí, aunque no lo parezca, esto es una protesta contra la funcionarización del trabajo docente, la desigualdad salarial entre los que un día firmaron “la carrera” y los que no, la evaluación sin sentido a profes y alumnos (que no consiste más que en rellenar antiecológicas encuestas) y la chulería de Riopedre.

P.D: Seguiré disfrutando de este espléndido día en la manifestación de las seis. Compañeros, nos vemos en la RENFE.