CHIQUIBLOG

El comienzo de nuestra etapa infantil

Artículos de 'MANUELITA EN NUESTRA CASA'

MANUELITA EN CASA DE ÁLVARO

Esta película necesita Flash Player 7

 El lunes cuando Álvaro fue al colegio estaba especialmente contento.Sabia que Manuelita le estaba esperando y pasarian un par de dias juntos.
Por la tarde fueron al parque  y se lo pasaron muy bien subiendo a el tobogan y a los columpios, despues en casa de los abuelos, estuvieron jugando mucho rato.
El martes de campo Álvaro tenia muy claro lo que queria hacer. Recordaba que mamá alguna vez le habia dicho que no se podia pisar el cesped del Campo de San Francisco, pero que ese dia si se podia sentar en el para comer el bollo. Cogio la mochila , metio el bollo, un zumo y a Manuelita y se fueron a pasarselo muy bien.
Por la noche llegaron agotados a casa , habia que descansar, el miercoles habia cole y ninguno de los dos queria perderselo.

 TEXTO ENVIADO POR JOSE MANUEL MEIS, el papá de Álvaro

Esta película necesita Flash Player 7

No hay comentarios

MANUELITA DE FIN DE SEMANA EN CASA DE ALEX

Un fin se semana con Manuelita. 1º . Infantil.

Alexander Chaves Brasa.

A la salida del colegio, el viernes pasado, Alex estaba emocionado. La razón venía en una bolsita de papel. ¡¡ Manuelita!!. Al principio, como Manuelita se movía poco y no hablaba, pero Alex se encargó de presentarla y demostrarnos que era una amiga divertida. En la plaza de los columpios todos se acercaban a tocarla y saludarla pero Alex se sentía responsable de su seguridad y la cuidaba como si fuera un bebé. Luego Alex invitó a Manuelita a realizar su pasatiempo favorito a la salida del Colegio: subirse a la  enorme escultura del sombrero negro y desde las alturas mostrarla como un trofeo.

Después Alex insistió en dejar a Manuelita que pulsase el botón del ascensor y ya en casita se encargó de mostrarla a su hermana Lara, a su hermano Adrián, a su mamá, e incluso a sus vecinitas, Marta y María.  Eso sí, Alex solo permitía tocarla pero sin dejar que nadie se la llevase de su lado. No se separarían en todo el día. Incluso fueron al parque de atracciones junto a Los Prados, y Alex montó en un tiovivo dejando el volante del coche de bomberos a Manuelita; y  en el Tren de la Bruja Manuelita no demostró miedo alguno, pues sabía que el caparazón le protegía de los escobazos y que estaba con buenos amiguitos.

Esa noche Alex se quedó tan agotado como Manuelita y se quedaron los dos dormidos en el sofá abrazaditos. Le tocó a papá llevarlos a la camita. Lo primero que apareció a primera hora de la mañana fue un niño descalzo con una tortuga en la mano y pidiendo a sus papás que le dieran cola-cao para desayunar también a su amiga. Pero eso sí, insistió Alex en que no nos olvidásemos de darle galletas a Manuelita. Papá sugirió que si Manuelita tenía frío podía meterla en el microondas, pero Alex se opuso ferozmente, aunque luego se dio cuenta que era una broma.

Durante la mañana Manuelita se enfadó porque la mamá de Alex no le permitió meterla en la bañera, pero no lloró ni gritó. Espero como hacen los buenos amigos, pues recibió a su amiguito con una sonrisa verde. Luego fueron todos a jugar al parque. Por la tarde toda la familia fue a un restaurante que tenía columpios, aunque Manuelita se quedó observando a Alex desde la mesa, quizás agotada de acompañar al inquieto Alex subiendo, bajando y gritando alborozado.

El domingo por la mañana eran las fiestas de Santa Filomena en el barrio, y Alex no quiso que Manuelita se perdiese el festejo así que la llevó a escuchar los músicos. Y le explicó que su instrumento favorito era el tambor. Papá le dijo a Alex que podía tocar el tambor usando la concha de Manuelita pero no aceptó. También le presentó a Manuelita a  Yaki, la encargada del kiosco, aunque no quiso ninguna gominola que le ofreció porque parece ser, según informó mamá, que a las tortugas le gustan las lentejas con chorizo y por eso son tan fuertes.

Por la tarde, en el Campo de San Francisco, Manuelita saludó a los cisnes y ayudó a Alex a darles gusanitos. Curiosamente, Manuelita no se comió ninguno, aunque los miraba con ojos muy fijos. De vuelta a casa, se tomaron varios helados, y  Manuelita quiso comerle el cucurucho a Alex pero su cabecita llegó tarde pues ya Alex había repartido el helado de fresa por toda su cara.

Ya en casa, Manuelita se quedó vigilando los juguetes de Alex, mientras cenaba, pero como eran tantos y tan desordenados se quedó mareada y se durmió en una esquina sobre un Bob Esponja de peluche.. .

Así que, el lunes Alex llevó a Manuelita al colegio para que otro niño disfrutase tanto como él de su compañía.

Esta película necesita Flash Player 7

No hay comentarios

MARÍA CON MANUELITA

Lo pasamos muy bien estos dos días con Manuelita en casa, y no me separé de ella ni para dormir; como no era fin de semana no pude llevarla al campo, que era mi plan, pero a cambio fuimos a los caballitos de la feria de la Ascensión. Lo pasamos muy bien, sobre todo en el tren de la bruja. La bruja nos dio unos buenos escobazos, pero las dos fuimos muy valientes, no le tuvimos ningún miedo. También subimos en un camión que daba vueltas sin parar a toda velocidad, yo conducía y Manuelita me ayudaba tocando el claxon.
       Al día siguiente Manuelita vino a buscarme al cole subida en el cochecito de mi hermanito. Me llevé una gran sorpresa, rápidamente la llevé a los columpios a jugar con mis compañeros. Con Manuelita venían mis otras dos tortugas: el papá Manuelito y la hijita Manuelitina; todos mis amigos querían jugar con ellas. Manuelita bajó por el tobogán. Creo que Manuelita estuvo muy contenta en mi casa. Comió lechuga fresca sin parar y jugó con las otras tortugas. Me dio mucha pena devolverla, al día siguiente la quería traer a casa otra vez.
      

Esta película necesita Flash Player 7

 

Esta película necesita Flash Player 7

No hay comentarios

NADIA Y MANUELITA

Esta película necesita Flash Player 7

Los comentarios están cerrados para este artículo

ELENA Y MANUELITA

¡¡Qué emoción, Manuelita viene a visitar mi casa!!   Los abuelos nos recogieron en el cole y nos llevaron a su casa a comer. Cuando  papá llegó del trabajo, nos llevó al parque y estuvimos jugando toda la tarde. Ya en casa, Manuelita conoció a  mamá y a todos mis muñecos. Esa noche, Manuelita y yo compartimos mi cama, ¡qué bien se duerme con Manuelita!.
Al día siguiente, Manuelita me esperó pacientemente en casa, hasta que llegué del cole y nos pasamos toda la tarde jugando.
Me da pena tener que separarme de Manuelita pero seguro que otro niño está deseando pasar unos días con ella.
ELENA Y SU MAMA.

Esta película necesita Flash Player 7

Los comentarios están cerrados para este artículo

MANUELITA EN CASA DE HUGO

Esta película necesita Flash Player 7

Los comentarios están cerrados para este artículo

LUCÍA Y MANUELITA

 

Esta película necesita Flash Player 7

Fotos enviadas por Ana Alberto y Lucía.

Lucía estaba esperando con mucha ilusión que Manuelita fuera a conocer a sus papás, su casa, sus juguetes…

Ha tenido que esperar mucho pues Manuelita cuando iba a casa de algún niño no le gustaba marcharse enseguida quería disfrutar de sus visitas.

Por fin llegó el día de llevarse a la tortuga a su casa y disfrutar jugando con ella.

Fue muy divertido y las dos se sintieron muy felices.

Esta película necesita Flash Player 7

Los comentarios están cerrados para este artículo

MANUELITA DE FIN DE SEMANA EN CASA DE LUIS

 LUIS Y MANUELITA (junio 2011)

VIERNES, 3 DE JUNIO

Había pasado mi primera tarde en compañía de Luis y su familia. La respiración lenta y ligeramente sonora de mi pequeño amigo, denotaba que se hallaba ya inmerso en un sueño dulce y profundo. A pesar de mi caparazón, sentía la presión cálida de su abrazo sobre mí. Estaba tranquila y noté que mis párpados comenzaban a cerrarse.

La lamparita nocturna iluminaba apenas la habitación, pero me permitía distinguir  todo cuanto había a mi alrededor.  Mi curiosidad vencía a duras penas a mi estado somnoliento. Fijé mi mirada en el mar azul (muy, muy azul, pues lo había visto de día), que aparecía representado en la cenefa de papel pintado que recorría todas las paredes de la estancia.

-Es el MAR DE LOS SUEÑOS- pensé con los ojos cerrados.

Las olas golpeaban suavemente los islotes y los delfines saltaban alegres. Los piratas sonreían amigablemente y las gaviotas revoloteaban y graznaban contentas alrededor de los barcos.

-¡Qué ambiente más festivo!-me dije- ¿Celebrarán el día de la PAZ?

De pronto…, ¡no me lo podía creer!, de entre la espuma, vi emerger a CACHALOTE.

- ¡MANUELITA, AMIGA MÍA! ¿Dónde estabas? Llevo todo el día buscándote. ¿Tienes un CUENTO para mí?

- SÍ, CACHALOTE.- le respondí- Te contaré MI PRIMERA TARDE CON LUIS

A la salida del COLE, nos esperaban el ABU JESÚS, la MAMÁ y PABLO, el hermanito de 0 años y 11 meses. LUIS me sacó de mi bolsa e hizo las presentaciones:

- Esta es MANUELITA y viene con nosotros.

ABU y MAMÁ sonrieron, PABLO alargó sus bracitos para cogerme y LUIS le permitió que me estrujara con cariño unos instantes. Supe que era bien recibida.

Luego todos juntos nos fuimos a CASA. El ABU se marchó y mientras esperábamos a PAPÁ, que aún estaba trabajando, LUIS me mostró su cuarto, sus JUGUETES y el PIANO.

-¡Cuántas teclas! Si sólo tocas las negras, suena como si fuera una canción china. ¡Qué divertido!

Por fin, llegó el PAPÁ.

-¡Hola MANUELITA! ¡BIENVENIDA! Ya verás que bien lo vamos a pasar.

Luego, PAPÁ nos llevó en coche a casa de sus PAPÁS, que también viven en OVIEDO, y allí conocí al otro ABU, que también se llama LUIS, a ABI CUCA, y al TÍO FONO. Comimos todos juntos y lo pasamos genial.

De regreso a CASA, acompañé a LUIS a la hora del baño y de la cena y después, como era VIERNES, y al día siguiente no había COLE, MAMÁ nos permitió quedarnos despiertos hasta la llegada de AMAIA y PAULA, LAS PRIMITAS DE BILBAO. Llegaron a las 10 de la noche, ¡qué tarde!, y subimos a CASA de los ABUS SAGRA Y JESÚS, que viven en el piso de arriba, para recibirlas a ellas y también a TÍA ANA y a TÍO PABLO.

Más presentaciones, y ¡A DORMIRRRR!, que es tardísimo.

Esta película necesita Flash Player 7

No hay comentarios

MANUELITA VISITA A LUCÍA EL FIN DE SEMANA

LUCIA Y MANUELITA

¡¡Qué bien¡¡ Por fin después de mucho esperar, ha llegado este gran día. No sólo es viernes sino que además Manuelita se va conmigo este fin de semana.

Lo primero que hice fue presentársela a mi mamá, que es quien me viene a buscar al cole para después presentarle al resto de la familia.

Rápidamente me di cuenta que Manuelita tenia una patita rota y le pedí a mi mamá que me la cosiera con un color verde clarito. Quedó preciosa. Ya podíamos proseguir la tarde.

Tenía tantas cosas por enseñarla a Manuelita que no sabía por donde comenzar…. no sabía si el fin de semana me daría para todo lo que tenía pensado.

Decidí ir al prao de mi abuelo a enseñarle a Manuelita todos los animales que hay por la zona: vimos las ovejas, las gallinas, los gatos, los caballos, etc. Manuelita estaba encantada de ver otros animalitos como ella. Le enseñé como se transplantaban unas plantas, aprovechando que Macaria me dio la planta del cole en un yogurt.

Cuando regresamos a casa le presenté a todos mis muñecos y muñecas.
Estábamos tan cansadas que nos dormimos enseguida.

El sábado y el domingo me levanté muy temprano para poder disfrutar de Manuelita. Dimos paseos en mi patinete, jugamos con mis muñecos, fuimos a comer por ahí, etc.

Sin embargo el tiempo pasa muy rápido y llegó el domingo, me tenía que despedir de Manuelita ya que mañana lunes se va con otra compañera del cole, con la que seguro se lo pasa fenomenal.

Fue genial¡¡sólo espero que Manuelita lo haya pasado tan bien como yo con ella.

Patricia.

Esta película necesita Flash Player 7

Los comentarios están cerrados para este artículo

JESÚS Y MANUELITA

MANUELITA ha estado unos días en casa de JESÚS. Cuando salió del colegio se fue con ella al comedor y se la presentó a las cuidadoras y a otros amigos. Cuando su mamá lo vino a recoger se la enseñó y muy contentos se fueron los dos para casa. Allí se la presentó a su hermano DIEGO y juntos jugaron con ella. Por la noche JESÚS cenó con MANUELITA y luego se fue a la cama con ella. ¡Qué bien durmieron!

Al día siguiente salieron juntos al parque y se lo pasaron estupendamente en los columpios y jugando con los niños que estaban allí.

Esta película necesita Flash Player 7

Los comentarios están cerrados para este artículo

Artículos siguientes »