PENAGOS, Rafael de

Rafael de Penagos (Madrid, 1889-1954) está considerado como uno de los renovadores de la ilustración y el diseño gráfico a principios del siglo XX. Hacia 1900 se matriculó en la Escuela Superior de Artes e Industrias donde estudíó al comienzo de su formación. Recibió ya varios galardones, como el Premio de Dibujo 1900-1901, el accésit 1901-1902 y el diploma de honor en 1903-1904. Comenzó a realizar ilustraciones para la Novela Ilustrada que dirigía Vicente Blasco Ibáñez. En 1904 ingresó en la Escuela Especial de Pintura, Escultura y Grabado (Escuela de Bellas Artes de San Fernando). Recibió más de una docena de diplomas y accésit a lo largo de sus estudios. Hacia 1908-1909 envía sus primeros carteles a los concursos de Bailes de Máscaras del Círculo de Bellas Artes de Madrid, en los que obtendría el primer premio en numerosas ocasiones.
En 1910 recibe el segundo premio en el concurso de carteles “Los previsores del provenir”. Forma parte de la tertulia del Nuevo Café de Levante, presidida por Valle-Inclán y Ricardo Baroja, con los que siempre mantuvo una gran amistad. En 1911 recibe el primer Premio en la Exposición de Arte Decorativo del Círculo de Bellas Artes.
En 1912 colabora con la revista “Por esos mundos” y recibe varios premios de carteles. También ilustra el libro Voces de gesta de Valle-Inclán y hace la portada de las obras completas del autor. En 1913 viaja a París pensionado por la Junta para Ampliación de Estudios, donde estudia la estética europea. En el concurso internacional de cartel organizado por la Casa Amatller de Barcelona obtiene el primero, segundo y cuarto premio en los tres carteles presentados. Viaja a Barcelona, Valencia, Liverpool, y en Londres le coge el estallido de la Primera Guerra Mundial, regresa a España en el último barco español que zarpó de un puerto inglés.
En 1915 se instala es su estudio de Madrid, frente al Retiro, y comienza su colaboración en La Esfera, Nuevo Mundo, Blanco y Negro, ABC y otras revistas y periódicos. Ortega y Gasset le encarga el cartel y portada para su revista España. Ilustra los célebres Cuentos de Calleja. Gana el primer Premio de cartel para anunciar la Exposición Nacional de Bellas Artes. Es amigo de escritores, músicos, artistas e intelectuales de la época.
En 1916 gana uno de los premios del concurso convocado por la Casa Gal, de la que será asiduo colaborador. Ilustra Rinconete y Cortadillo de Cervantes, para una edición del Círculo de Bellas Artes. La llegada de los ballets rusos a Madrid en 1917 influye profundamente en su estética. En 1919 es secretario del Círculo de Bellas Artes. En 1921 realiza varias portadas e ilustraciones para La novela semanal y La novela de hoy. En 1922 realiza el cartel para el Gran Kursaal de San Sebastián. En 1923 se casa y al año siguiente expone en el Salón Nancy de Madrid.
En 1925 obtiene la Medalla de Oro en la Exposición Internacional de Artes Decorativas de París, origen del Art Déco. Le encargan un cartel sobre Catalina Bárcena. En 1926 recibe el primer Premio del concurso de carteles para la Exposición Iberoamericana de Barcelona y Sevilla. Recibe un homenaje de la Unión de Dibujantes Españoles.
En 1927 hace el cartel para la película La hermana San Sulpicio y colabora con revistas argentinas como Caras y caretas y Cigarrillos 43, y en la española Cosmópolis. Entre 1928 y 1934 realiza portadas para libros de las editoriales Espasa-Calpe, Renacimiento, Puedo, entre otras. Ilustra La novela de noche y Los novelistas, colabora con las revistas Estampa y Crónica. Realiza más ilustraciones para la editorial Saturnino Calleja. Obtiene diversos premios en concursos de carteles.
En 1935 gana por oposición, en la que obtiene el número uno, la Cátedra de Dibujo, y comienza a prestar sus servicios en el Instituto Cervantes de Madrid. Entre sus compañeros docentes figura Antonio Machado. En 1936 obtiene el primer Premio de cartel para anunciar la Exposición Nacional de Bellas Artes.
En 1937 es catedrático del Instituto Luis Vives de Valencia, en 1938 en el Instituto Obrero de la misma ciudad. En 1940 regresa a Madrid y colabora en la revista Mujer. En 1941 se traslada a Barcelona. En 1942 vive en Puerto Pollensa (Mallorca); expone en Palma. Es catedrático en el Instituto Montserrat de Barcelona. Entre 1943 y 1946 colabora de forma escasa en algunas revistas. En 1948 embarca para América, pasa por Buenos Aires y se dirige a Santiago de Chile, donde vive hasta 1952. Realiza exposiciones en Viña del Mar y en Santiago. En 1952 se traslada a Buenos Aires y colabora con la revista Atlántida.
En 1953 regresa a España y muere al año siguiente a consecuencia de una trombosis cerebral.
Penagos como ilustrador creó un prototipo de mujer que calaría hondo en la sociedad española de los años 20 y 30; trabajó incansablemente durante toda su vida y se le atribuyen y catalogan más de 15.000 obras. Su estilo era de línea resuelta y trazo firme y directo; poseía una gran capacidad sintética, simplificaba la línea de sus figuras. En sus carteles perviven aún matices del Art Nouveau y del Art Déco. Realiza buenas composiciones, utiliza una paleta de color limitada y crea hábiles contrastes de tintas. Es interesante su juego positivo-negativo del blanco y negro y las buenas resoluciones tipográficas.

RAFAEL DE PENAGOS, Catálogo de la Fundación MAPFRE (con textos de Javier Pérez Rojas). “Rafael de Penagos 1889-1954 en las Colecciones MAPFRE”. Edita Fundación MAPFRE e Instituto de Cultura, Madrid, 2006.
BALBONA, Guillermo, “La obra de Rafael de Penagos será exhibida en Santander en la Sala Universidad”. El Diario Montañés, Santander, 23 de septiembre de 1995.
CARO BAROJA, Julio, “Penagos”. El País Semanal, nº 340, 16 de octubre de 1983.
CASTAÑO, Adolfo, “Las vivencias de Rafael de Penagos”. ABC, Madrid, 2 de septiembre de 1995.
RODRÍGUEZ, Gabriel, “Rafael de Penagos: sobre la línea”. El Diario Montañés, Cultura V, Santander, 21 de octubre de 1995.

Alfredo Navarro

Envía un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image