Música para el final de los 50.

17 03 2009

 

El auténtico rock and roll tuvo una vida muy corta, de 1954 a 1958, pues en poco tiempo una serie de desgraciados acontecimientos borraron del panorama a sus principales figuras.

Las casas discográficas, conocedoras del filón de beneficios que suponía el sector adolescente, se lanzaron a la caza de talentos menos polémicos que garanticen su aceptación en amplios sectores de público. Buscando una música más “limpia” y menos peligrosa, se decidieron por las  suaves y melódicas baladas y por la música de baile.

El highschool es una música dirigida a los adolescentes que reciben ese nombre porque sus protagonistas aún estaban en edad escolar. La música highschool se caracteriza por un tempo medio en ritmo ternario, una secuencia de acordes normalmente arpegiados, arreglos orquestales, estribillos pegadizos arropados con coros y la suave voz de sus intérpretes.

Esta música dulcificada y apta para fiestas, alejada del blues y del jazz, y de la furia del rock and roll, sustituyó la reinvindicación de la rebeldía juvenil por otro de los temas eternos: el primer amor.

 

Destacan figuras de Paul Anka, Neil Sedaka y Brenda Lee.

Wonderwall de Paul Anka

El doo woop debe su nombre a las sílabas sin sentido cantadas por los vocalistas acompañantes de los coros. Se caracteriza por el uso de esa armonía vocal derivada de los coros de gospel y jazz, unida a sofisticados y elegantes arreglos de cuerdas.

 

El doo woop es un estilo interpretado principalmente por grupos de color como los Platters con su inolvidable Only you.

La música de baile adquirirá su señas de identidad gracias al trabajo de uno de los compositores y productores de mayor talento, Phil Spector, responsable de los éxitos de grupos como las Crystals, las Ronettes, los Righteous o el dúo formado por Ike y Tina Turner.

Phil Spector consiguió elaborar en sus produciones un sonido propio utilizando una amplia gama de instrumentos que grababa varias veces y en pistas separadas con el fin de conseguir su distintivo ” muro de sonido”. Además, impuso como seña el uso del “backbeat”, un contratiempo muy potente en las partes débiles del compás.

El surf nace en las costas de California a finales de la década de 1950 asociado al deporte del surf y su despreocupada forma de vida, centrada en la playas, los coches y las chicas. El estilo surf recoge la influencia de los grupos vocales y centra el protagonismo en la guitarra, que utiliza trémolos y un distintivo sonido reverberado que parece evocar las olas del mar.

Los principales representantes de la música surf serán los Beach Boys.

Estadísticas Este artículo ha sido visitado  3053  veces


Acciones

Informaciones

Enviar un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image