MÚSICA PARA ESQUIMALES

15 10 2009

La gran sorpresa del año.
Ya sé que no se le debe desear el mal a nadie, pero parece que las calamidades inspiran a Justin Vernon, cabeza pensante de Bon Iver.
Su novia lo deja, su grupo se disuelve y él se recluye en la casa de campo de sus padres. Allí decide desprenderse de sus demonios junto a la al fuego de la chimenea, resistiendo al duro invierno en compañía de la soledad y su guitarra. El resultado es For Emma, Forever Ago, una de las más impresionantes muestras de desnudez emocional del último lustro. Las canciones duelen, son un ejercicio de expiación, de reflexión y de nostalgia.
¿Has amado alguna vez? ¿Has sufrido por amar? Vernon cicatriza sus heridas con sal. Folk catártico.
Sé que desear el mal al prójimo es un pecado grave, pero a Justin Vernon se inspira el dolor. ¿Habrá algún Ipod en el infierno?

For Emma de Bon Iver

Estadísticas Este artículo ha sido visitado  1022  veces


Acciones

Informaciones

Enviar un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image