El vil metal

1 05 2009

 ¿Quién no conoce al Tío Gilito? Los americanos lo llaman “Scrooge McDuck” y es el tío millonario del pato Donald. Aunque tiene rasgos positivos como su pasión por la arqueología, o el adquirir dinero mediante el trabajo y no de cualquier manera, es un ser ambicioso que disfruta con su dinero, y lo hace de forma inusualmente física. Nada de tarjetas de crédito o numeritos insípidos en una cuenta corriente. Tío Gilito palpa cada reluciente moneda que posee, las atesora en su súper piscina, se sumerge entre ellas y disfruta como nadie de un mundo dorado hasta el extremo. No hay más que fijarse en su atuendo para comprender el concepto que Marx tenía del capitalista: alguien con mucho dinero, arreglado, con sombrero de copa, anteojos e incluso bastón y guantes. Es cierto que le falta el puro, pero teniendo en cuenta que es un personaje dirigido al público infantil, no resulta políticamente correcto representarlo así.

Este señor es la versión bonachona del arquetipo del capitalista: un usurero, un explotador, alguien para quien las ganancias están por encima de los derechos más básicos de sus empleados. Han pasado casi dos siglos desde que Marx relató las duras condiciones que sufrían los proletarios en las fábricas, denunciando la miseria en la que vivían no sólo hombres, sino también mujeres y niños. ¿Sigue habiendo capitalistas o no? Ciertamente, ahora no es necesario ser acaudalado para crear una pequeña empresa, pero no se puede comparar esto con otras más grandes, como las multinacionales. ¿Qué decir de quienes se dedican profesionalmente a mover dinero en la bolsa? ¿Cómo relacionar esto con el dinero “basura” o los “activos estropeados” que traen de cabeza a la banca internacional? Las circunstancias han cambiado, pero el dinero, especialmente si se obtiene fácilmente, sigue siendo poderosamente apetecible para la mayoría de los mortales.

Un ejemplo muy gráfico se puede observar en el personaje de Ratcliff, que aparece en la película Pocahontas. Sin duda, el oro, el poder, la gloria y los altos cargos tuvieron algo que ver con las conquistas despiadadas que se llevaron a cabo en muchas tierras americanas. Como se suele decir, “todo por la pasta”.

Para repasar el vocabulario de Marx, de cara al examen, os recomiendo esta web en la que se explican veinte términos. Es posible que no os salga bien el juego a la primera, pero tras varios intentos puede ser incluso divertido. Fijáos en que ofrece explicaciones en la parte de arriba.

Vocabulario de Marx

Si hay dudas, ponedlas en los comentarios y las resolvemos. ¡¡Suerte!!

ANTIGUOS ARTÍCULOS RELACIONADOS

Hipo adivinanza

Manifestoon

Estadísticas Este artículo ha sido visitado  3054  veces


Acciones

Informaciones

10 Comentarios a “El vil metal”

4 05 2009
Pablo Trabadelo Vilabrille (16:01:36) :

Hay un par de cosas que no me quedaron muy claras sobre el tema, no las encontré en ningún sitio así que te pregunto y fuera dudas, espero:

1-De esto más o menos tengo una idea, pero prefiero reafirmarlo: ¿En qué sentido es definido el trabajo en la filosofía marxista como “relación social”?

2-¿En qué consiste la etapa socialista previa a la implantación del comunismo? Dice en los apuntes “desarrollo de medios de producción y riqueza social”.

Gracias.

4 05 2009
Conchi (17:58:11) :

Hola Pablo, veamos. El punto 1 es sencillo. Toda persona que desempeñe un empleo va a establecer unas determinadas relaciones sociales. La más importante es la que se da con el empleador (en el caso más citado por Marx se trataría de la relación con el capitalista que es el dueño de la fábrica), también establecerá relaciones con posibles clientes, compañeros, etc. Si la relación con el empleador se tensa motivada por la lucha de clases, el cambio revolucionario estaría, en opinión de Marx, a la vuelta de la esquina.

En conclusión, se trata de relaciones sociales en el entorno de trabajo que adquieren tal protagonismo que pueden llegar a definir a esa persona, pues las jornadas laborales eran de tanta duración que se hacía más vida laboral que vida familiar o de ocio.

El punto 2 es una etapa intermedia entre la toma del poder del proletariado y la definitiva implantación del comunismo. En esa etapa se hacen reformas sociales, como en la China de Mao, con el objetivo de avanzar en los medios de producción. Se trata de reformar la infraestructura social para que con ella cambie la superestructura.
Te pongo unos enlaces sobre la temática:
http://iris.cnice.mec.es/kairos/ensenanzas/eso/actual/m_comunista_03_00.html

http://iris.cnice.mec.es/kairos/ensenanzas/bachillerato/mundo/comunista_00.html

Saludos y suerte.

5 05 2009
Benito Camela (10:44:30) :

Hola, sobre Marx… qué decir. Creo que los que pasáis por aquí estáis bien informados.

Marx veía en la sociedad no solo algo para estudiar y comprender su funcionamiento, no solo para entenderlo, sino para controlarlo y modificarlo.
Quería modificar la sociedad para acabar con las desigualdades entre burguesía y proletariado que residían en la propiedad privada de los medios de producción que acaparaban los burgueses o capitalistas, como queráis llamarlos. Según Marx, los trabajadores insertos en el sistema capitalista girando toooodo el día la misma tuerca en una cadena de montaje, sufrían la más terrible alienación para el ser humano ya que vendían su fuerza de trabajo por un sueldo, esto no ocurriría según él con los artesanos, que trabajan el barro y hacen sus productos desde el principio hasta el final, ven el fruto de su trabajo, disfrutan de él y por supuesto viven de él, pero no se ven alienados. Esta des naturalización del trabajador se podría resolver con la abolición de la propiedad privada de los medios de producción, por tanto Marx en su política, (como todas las ideologías), mete algo de moral y algo de profecía, asegurando que un día el proletariado se levantará y transformará la sociedad.

Según Marx la producción estaría basada en las fuerzas productivas que cambian constantemente y están formadas por los trabajadores y las relaciones de producción fijas y definidas por la burguesía, sobre estos dos elementos se construye la infraestructura sobre la que surgiría la consiguiente superestructura.
Por tanto los obreros al no obtener su plusvalía, como lo hacen los artesanos que he mencionado antes, caen en ese estado de alienación que también he mencionado antes, hasta que llegan a plantear una revolución, un periodo intermedio llamado la “dictadura del proletariado” y después, cuando la sociedad se bañase en abundancia, el comunismo.
Es una pena que la teoría de Marx, tan perfecta en la teoría, se fuera tan al carajo en la práctica, porque es posible, en Rusia se pudo implantar, en Cuba, en China, sin embargo la poca racionalidad del hombre mancha y salpica de mierda cualquier teoría que debería funcionar a la perfección…, porque hacer teorías políticas perfectas es una pérdida de tiempo teniendo en cuenta la imperfección del hombre.

Es curioso que la predicción de Marx , que apuntaba a que el comunismo surgiría en países muy industrializados como Francia, Inglaterra o Alemania, surgiera en el país más retrasado (a pesar de su extensión ), te todo occidente, Rusia. También es cierto que Marx no tuvo en cuenta la gran subida que experimentaría el nivel de vida del proletariado en un futuro.

Joder, cómo me mola escribir de estas cosas de vez en cuando, tanto estudiar sistema nervioso cansa, de vez en cuando un poquito de diversión no viene mal. Siento daos el coñazo.

9 05 2009
Aída (12:57:14) :

Hola, por fin decido comentar algo, aunque sea a falta de unos días para terminar el curso.
Con el examen aprobado no tiene mucho sentido hacer el ejercicio, pero me ha servido para clarificar conceptos de marx de cara a PAU de un a forma más relajada.
He visto la adivinanza del Hipopotamo ese gordinflón y he estado curioseando por internet cosas sobre “La Internacional”. He encontrado la letra de la versión española y se me ha ocurrido dejarla aquí por si a alguien le interesa verla.

Agrupémonos todos,
en la lucha final.
El género humano
es la internacional.(bis)

¡Arriba, parias de la Tierra!
¡En pie, famélica legión!
Atruena la razón en marcha:
es el fin de la opresión.

Del pasado hay que hacer añicos.
¡Legión esclava en pie a vencer!
El mundo va a cambiar de base.

Los nada de hoy todo han de ser.
Ni en dioses, reyes ni tribunos,
está el supremo salvador.

Nosotros mismos realicemos
el esfuerzo redentor.

Para hacer que el tirano caiga
y el mundo siervo liberar,
soplemos la potente fragua
que el hombre libre ha de forjar.

Agrupémonos todos,
en la lucha final.
El género humano
es la internacional.(bis)

La ley nos burla y el Estado
oprime y sangra al productor;
nos da derechos irrisorios
no hay deberes del señor.

Basta ya de tutela odiosa,
que la igualdad ley ha de ser:
“No más deberes sin derechos,
ningún derecho sin deber”.

Agrupémonos todos,
en la lucha final.
El género humano
es la internacional. (bis)

Sin más, un saludo.

12 05 2009
Conchi (22:22:36) :

Hola Aída, me alegra que te hayas animado a participar en el blog, aunque es cierto que podíais en general haberle sacado más provecho. Por suerte sí ha habido algunas personas que a lo largo del curso lo han utilizado.

Sigo recordando tu excelente trabajo sobre la Polémica de los sexos.
Nos vemos en clase.

29 05 2009
Diego Guerrero (05:01:45) :

Qué lindo es tratar de ver el punto de vista “moral” del marxismo, su crítica a un capitalismo anticuado (Pues en la actualidad los Estados se encargan de proteger los derechos, lo cual, es uno de los fundamentos del liberalismo), y olvidar la gigantezca falacia histórica planteada en su interpretación de la misma. Por no mencionar sus vilezas reales, palpables; y uno de los sistemas económicos más ineficientes de la historia.

Todos queremos un mundo de iguales, pero la dura realidad es que no podemos plantearnos una visión ni angelical o demoníaca del hombre, como tampoco un mundo de iguales o desiguales. Tales conceptos no existen en la naturaleza, somos simplemente hombres.

La búsqueda de la igualdad por sobre la libertad implica una tiranía implícita, directa.

El capitalista, el liberal, no es un cerdo despreciable en busca de dinero sin importancia por las cabezas que aplaste en el camino; es un ser con la búsqueda de su desarrollo individual a partir de la más fluida de las corrientes: el libre mercado.

El empresario es un hombre de riesgos. Al igual que cualquiera puede caer al fracaso. Sus ideas son premiadas por el libre mercado con el éxito financiero al satisfacer las necesidades (reales o no) de los consumidores.

Respecto a algunos de los comentarios que he leído, en mi propia e inexperta interpretación de Marx, el socialismo es el capitalismo extremo. El máximo punto de la industrialización en el cual la estallada lucha de clases produce violentos cambios sociales. Discúlpeme si me equivoco. Cabe también mencionar que uno de los factores esenciales de Stalin fue el saltarse el capitalismo, en la URSS no existió capitalismo previamente a Stalin pues no había industrialización, era netamente rural; de hecho, fue Stalin quien implementó el socialismo que podríamos denominar, el verdadero capitalismo “salvaje”.

Y discúlpeme también por la irrupción en este tan interesante blog, que he estado investigando (al cual llegué por mera casualidad), al cual revisaré con frecuencia pues los temas son de mi interés.

2 06 2009
Conchi (22:12:30) :

Hola Diego, bienvenido a “La lechuza de Minerva”. La irrupción está disculpada, pues argumentas muy bien tu postura y entras al trapo. Desafortunadamente, el marxismo cuenta en su haber con un oscuro pasado del que ya hemos hablado en las clases presenciales. Haces bien en señalar lo que te parece inadecuado. En realidad el artículo tiene como objetivo adentrarse en el pensamiento de Marx, pero eso no quiere decir que ese pensamiento no sea susceptible de crítica.
Saludos.

25 06 2009
Joan (02:32:20) :

Coincido totalmente! Pero no solamente con el ejemplo del pato Donald. Estamos acostumbrados a que grandes corporaciones capitalistes, nos muestren en publicidades, series, peliculas, etc., como se supone que debe ser una persona. De distintas formas intentan y hasta logran influir en nosotros, diciendonos como debemos vestirnos, que nuevo celular debemos comprar para ser parte de una determinada sociedad. Transformandonos en fracasados o fuera de estilo si no tenemos lo último en tecología, solo por sitar un ejemplo…

Saludos

22 09 2009
Julio Castro (15:20:10) :

He descubierto este blog por casualidad. Le manifiesto mi admiración por él: muy trabajado, con un fin muy didáctico y con una aureola de fomento de la crítica de las ideas. Y se ve que le dedica tiempo a los chicos: eso es poco corriente.
Además, me fijé en el lugar de trabajo de usted: Boal. Vivo en Galicia y tuve la oportunidad de visitar esa zona del occidente astur. Y valoro en gran manera lo que usted hace desde una población del rural.
Mis felicitaciones.

28 09 2009
Conchi (20:52:23) :

Interesante reflexión, Joan.
Julio, gracias por tus palabras, me han alegrado mucho. Lo bueno de internet es que no tiene fronteras, desde la zona rural también se puede una abrir al mundo.
Saludos a ambos.

Enviar un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image