LA SEMILLA

3 11 2016

Un día un niño pequeño encontró la semilla en aquel barco que estaba a la orilla del río,el niño llamado Jose nuestro protagonista cogió el tarro donde se encontraba la semilla guardada en el bote. La advertencia del tarro estaba toda mojada y no se entendía nada de nada, Jose lo primero que se le ocurrió fue ir a huerto de su casa a plantar la semilla, obviamente no lo iba a plantar en el huerto del vecino. Cuando llego a casa cogió corriendo una pala pequeña y se dispuso a plantar la semilla,su madre lo llamo para cenar y Jose dejo allí a la semilla recién plantada. A la mañana siguiente. El niño fue al huerto y encontró tres capullos enormes. se encontró una advertencia que decía que uno de los capullos era malo y los otros dos eran bueno, se dispuso a abrir el primer capullo más cercano a el. Cuando lo abrió millones de peluches salieron de ese capullo, del segundo salio un montón de helado inagotable y la tercera mucho dinero. Pero Jose no entendía una cosa ninguna de los capullos eran malos. De repente oyó a su madre gritar como una loca dentro de la casa. ¡La casa estaba en llamas! Por culpa de los ositos de peluche. Jose no sabia que hacer, llamo a los bomberos, pero los osos se escapaban Jose debía tomar una decisión y a por los osos o quedarse con su madre… Fue tras los osos ya que pensó que su madre estaría bien en cuanto llegaran los bomberos. Logro atrapar a los osos uno por uno, cuando los obtuvo los quemo en una pequeña hoguera que había echo. Cuando a su casa y abrazo a su madre con mucho cariño. Desde entonces nunca volvió a plantar nada antes de leer lo que trae.

Lucía García  6ºA RiendoRiendo