Alta Fidelidad

8 05 2007

stop.jpg

Los equipos de sonido de elevada gama eran llamados de Alta Fidelidad hasta no hace mucho tiempo. En esos “tocadiscos” podían escucharse crepitantes y crujientes sonidos con la “certificación” de que el producto resultante era lo más parecido (fiel) al original.

En gran cantidad de aquellos reproductores, seguramente sonó hasta la saciedad, allá por el año 1968, un tema de la formación llamada Los Stop que se titulaba Yo te daré. La canción popular de hoy, recogida por 1º de ESO, es precisamente esa.

Volvemos a estar ante un caso de música urbana y no rural. No obstante, como viene siendo natural, aparecen multitud de modificaciones y variantes de un mismo hecho folklórico. Oigamos a una informante tal como la ha grabado una alumna para su trabajo de investigación.


YO TE DARÉ


En ocasiones, su letra se utiliza como juego infantil, cambiando las vocales del siguiente modo:

Yo te daré, te daré, niña hermosa, te daré una cosa,
una cosa yo sólo sé. ¡Café!
Ya ta dará, ta dará, naña harmasa, ta dará ana casa,
ana casa qua ya sala sá. ¡Cafá!
Ye te deré, te deré, neñe hermese, te deré ene quese,
ene quese que ye sele sé. ¡Quefé!
Yi ti dirí, ti dirí, niñi hirmisi, ti dirí ini quisi,
ini quisi qui yi sili sí. ¡Quifi!
Yo to doró, to doró noño hormoso, to doró ono coso,
ono coso co yo solo só. ¡Cofó!
Yu tu durú , tu durú nuñu hurmusu, tu durú unu cusu,
unu cusu cu yu sulu sú. ¡Cufu!

 

En otros casos, la canción es adoptada por las aficiones futboleras, modificando el texto según convenga. Así ocurrió en los años 40 con los hinchas argentinos del Boca, quienes concluían la estrofa cantando: una cosa que empieza con B… Boyé en referencia a un gran jugador: Mario Boyé “el atómico”.

Sea como fuera, la versión de Los Stop bien hubiera podido aparecer en un programa de la teleivisón española llamado Escala en Hi-Fi (la abreviatura inglesa de Alta Fidelidad es Hi-Fi, es decir, High Fidelity) de haberse prolongado en el tiempo.

Sin embargo, este espacio musical se emitió sólamente durante los años 1961-67. Una de sus mayores aportaciones para nuestro país fue la de ser pionero en el empleo del play-back durante las actuaciones.

Además, intérpretes desconocidos prestaban su imagen como acompañamiento a la música desarrollando una acción con argumento (es decir, conformaban una especie de videoclip primitivo)

Su repercusión fue enorme y por el plató desfilaban todos los grandes éxitos de por aquel entonces. Veamos su cortinilla de entrada (cortesía de la web dabadabá):

 


ESCALA EN HI-FI (Sintonia de TV)

View this video file


Todos esos “hits” salían al mercado en forma de “single”: un pequeño disco de vinilo a 45 rpm con dos canciones nada más (el éxito y otra de relleno en la cara B). Este formato, ya desaparecido al igual que muchas de las discográficas que lo soportaban (Belter, Movie Play…) entraña un encanto innegable. Sus portadas son todo un baluarte de la memoria y un indicador del modo de vivir de varias generaciones.

Hagamos un rápido vuelo con escala en Hi-Fi por algunas de esas carátulas (cortesía de la web ¿Te acuerdas?) despegando en la década de los 60.

Pasen y vean…porque algunas imágenes no tienen desperdicio:



Acciones

Informaciones

Un comentario a “Alta Fidelidad”

10 09 2011
Amory (16:55:04) :

It’s about time soemone wrote about this.

Enviar un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image