La protección contra asteroides

19 04 2012

España es, desde enero, uno de los seis países que investigan cómo evitar que un asteroide peligroso choque contra la Tierra. Durante los próximos tres años y medio se estudiarán diversas técnicas para desintegrar o desviar a los llamados NEO (siglas inglesas de objeto próximo a la Tierra). Las opciones abarcan desde construir naves lo suficientemente grandes como para desviar la roca con su fuerza gravitatoria a reventarlas con una bomba.Incluye la opción nuclear, pero sólo como último recurso. Se estan explorando cuáles serían los efectos de un impacto nuclear cerca de un asteroide o en su superficie.

Los objetos más grandes no son la prioridad. El meteorito que acabó con los dinosaurios hace 65 millones de años tenía unos 12 kilómetros de diámetro. Ni siquiera se han detectado objetos así en el entorno de la Tierra. Según las estadísticas basadas en impactos pasados, un cataclismo así sólo sucede cada 10 millones de años.

El escudo europeo se centra en asteroides mucho más pequeños y frecuentes, cuerpos de unos 100 metros de diámetro que serían capaces de destruir poblaciones del tamaño de Londres.

Este proyecto se ha visto impulsado también por el paseo que de dio el asteroide 433 Eros, el cual pasó en la noche del martes 31 de Enero a 26,7 millones de kilómetros de la Tierra, su viaje más cercano al planeta desde 1975.

Un asteroide es un cuerpo rocoso, más pequeño que un planeta que orbita alrededor del Sol. Vistos desde la Tierra, tienen aspecto de estrellas. La mayoría de los asteroides de nuestro Sistema Solar conforman el llamado cinturón de asteroides, pero algunos son desviados.

Eros fue descubierto en 1898. Gracias a sus característica se pudieron hacer buenas observaciones del asteroide y su posición ayudó a precisar la distancia existente entre la Tierra y el Sol.

En febrero del 2000 la nave espacial Near Shoemaker, de la Nasa, aterrizó sobre la superficie de Eros. A través de más de 160.000 imágenes de su superficie se pudieron identificar más de 100.000 cráteres, lo cual ayudó a los investigadores a descifrar su composición.

La Nasa señaló que, a pesar de la cercanía del asteroide, no hay peligro de colisión con la Tierra, ya que se mantiene “a una distancia muy respetable”. En este sentido, precisó que pasará a más de 80 veces la distancia a la que pasó en noviembre del año pasado 2005 YU55, que se acercó al planeta a una distancia inferior a la órbita de la Luna sin ningún tipo de peligro. Eros volverá a pasar tan cerca de la Tierra en el año 2056.

Estos hechos y algunos pasados, han hecho a la Comisión europea aceptar el proyecto del escudo contra asteroides peligrosos.

Eros 433

Protección contra asteroides

5956660977_3b26840a2a_m.jpg


Acciones

Informaciones

Enviar un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image