El Orfanato

Drama de los niños en el primer hogar de auxilio social de España

Paracuellos

Publicado en la historia real — 16 Enero 2013 @ 2:40 pm

paracuellos.jpg

Durante nuestro proyecto de investigación encontramos un libro con fragmentos de cómics escritos por Carlos Giménez. En ellos relata sucesos vividos durante su infancia mientras permanecía interno en un hogar de auxilio social.

Carlos Giménez nació el 16 de Marzo de 1941, dos años después de que terminara la guerra. Su padre murió muy joven, cuando Giménez contaba con tan sólo poco más de un año de edad, dejando viuda y tres hijos: Vicente, Antonio y Carlos. Su madre enfermó de tuberculosis y fue trasladada de hospital en hospital, y Carlos y su hermano mediano fueron enviados a diferentes colegios de Auxilio Social, ya que tenían diferentes edades. El hermano mayor fue acogido por unos parientes en Tomelloso. Así comenzó para Carlos un largo itinerario de colegio en colegio. Primero, en Madrid, después los “hogares” Batalla del Jarama, en Paracuellos, y García Morato, en Barajas. Años muy duros, nutridos de anécdotas terribles, plagados de escenas de miedo, con castigos atroces, soportando un fuerte fanatismo religioso, el hambre y el frío. Todos estos sucesos traumáticos son recogidos en el libro Todo Paracuellos, que fue el que leí y que cuenta todo lo vivido por él durante su estancia en el hogar de auxilio social de Paracuellos. Durante la estancia en estos hogares se va desarrollando en él la idea del dibujo como medio de vida. Giménez vuelca sus sueños y sus ansias de niño en los tebeos de “El Cachorro”. Copia los tebeos, se los aprende de memoria y se promete a sí mismo ser dibujante. Al salir del Auxilio Social se lleva con él una infancia pobre y triste y un tremendo vacío cultural que sólo podría suplir muchos años después.

En los pequeños fragmentos de cómics que se pueden leer en el libro relata sucesos muy impactantes sobre el trato que recibían en los hogares. Describe desde la frustración por los malos tratos recibidos por los profesores hasta la emoción de los domingos de visitas, cuando las madres les llevaban algo para comer o algún juguete. Deja clara la necesidad que se pasaba por la falta de comida y de recursos que llevaba a niños a tener que andar descalzos en pleno invierno. También deja clara la importancia de la situación política con varios relatos en los que el director del hogar (falangista) es el protagonista. Este tipo de cómics son para el autor una manera de expresar su critica a lo sucedido en España por aquellos años.

 

1264960819_0.gif

Fuentes consultadas:

http://cinexilio.yuku.com/reply/111856/t/Re-EXILIO-Comics.html#.UMiEV1tiIxw

http://www.elpais.com/recorte/20100414elpepiult_1/LCO340/Ies/Carlos_Gimenez.jpg

http://www.carlosgimenez.com

Autora: Cristina Escudero

Recaudación para el orfanato

Publicado en general — 16 Enero 2013 @ 2:11 pm

p1010463.JPG

Los niños del orfanato necesitamos que colaboréis con nuestro trabajo. Para ello, veréis un bote divertido (en la imagen y en la sala de profesores del Centro) que pide ser llenado con dinero. Vuestra tarea será colaborar en satisfacerlo. No hace falta que sean grandes cantidades de dinero. Con una pequeña colaboración que hagáis cada uno, será suficiente para poder llegar a terminar nuestro proyecto de fin de curso.

Como agradecimiento nos aseguraremos de que ni María la paralítica, ni Nonaya la niña del pozo ni Salomón salmón invadan vuestras casas ni las aulas del instituto durante este curso.

Muchas gracias a todos.

Patricia García y Óscar García

Thriller

Publicado en general — 12 Enero 2013 @ 8:51 pm

It’s Close To Midnight And Something Evil’s Lurking In The Dark
Under The Moonlight You See A Sight That Almost Stops Your Heart
You Try To Scream But Terror Takes The Sound Before You Make It
You Start To Freeze As Horror Looks You Right Between The Eyes,
You’re Paralyzed

[Chorus]
‘Cause This Is Thriller, Thriller Night
And No One’s Gonna Save You From The Beast About Strike
You Know It’s Thriller, Thriller Night
You’re Fighting For Your Life Inside A Killer, Thriller Tonight

You Hear The Door Slam And Realize There’s Nowhere Left To Run
You Feel The Cold Hand And Wonder If You’ll Ever See The Sun
You Close Your Eyes And Hope That This Is Just Imagination
But All The While You Hear The Creature Creepin’ Up Behind
You’re Out Of Time

[Bridge]
Night Creatures Call
And The Dead Start To Walk In Their Masquerade
There’s No Escapin’ The Jaws Of The Alien This Time
(They’re Open Wide)
This Is The End Of Your Life

They’re Out To Get You, There’s Demons Closing In On Every Side
They Will Possess You Unless You Change The Number On Your Dial
Now Is The Time For You And I To Cuddle Close Together
All Thru The Night I’ll Save You From The Terror On The Screen,
I’ll Make You See

[Chorus]
That This Is Thriller, Thriller Night
‘Cause I Can Thrill You More Than Any Ghost Would Dare To Try
Girl, This Is Thriller, Thriller Night
So Let Me Hold You Tight And Share A Killer, Diller, Chiller
Thriller Here Tonight

(Rap Performed By Vincent Price)
Darkness Falls Across The Land
The Midnite Hour Is Close At Hand
Creatures Crawl In Search Of Blood
To Terrorize Y’awl’s Neighbourhood
And Whosoever Shall Be Found
Without The Soul For Getting Down
Must Stand And Face The Hounds Of Hell
And Rot Inside A Corpse’s Shell
The Foulest Stench Is In The Air
The Funk Of Forty Thousand Years
And Grizzy Ghouls From Every Tomb
Are Closing In To Seal Your Doom
And Though You Fight To Stay Alive
Your Body Starts To Shiver
For No Mere Mortal Can Resist
The Evil Of The Thriller.

Presentamos a continuación la letra de la canción traducida por Carmen Rodil González. Prestad atención a lo que dice porque a lo mejor es importante para la investigación que tenemos entre manos.

SE ACERCA LA MEDIANOCHE Y ALGO MALVADO ACECHA EN LA OSCURIDAD

BAJO LA LUZ DE LA LUNA VES ALGO QUE CASI TE PARA EL CORAZÓN

INTENTAS GRITAR PERO EL TERROR ATRAPA EL SONIDO ANTES DE QUE LO HAGAS

TE EMPIEZAS A HELAR MIENTRAS EL HORROR TE MIRA DIRECTAMENTE A LOS OJOS,

ESTÁS PARALIZADO

[ESTRIBILLO]

PORQUE ESTO ES DE MIEDO, UNA NOCHE DE MIEDO

Y NADIE VA A SALVARTE DE LA BESTIA A PUNTO DE ATACAR

SABES QUE ES DE MIEDO, UNA NOCHE DE MIEDO

LUCHAS POR TU VIDA EN UNA NOCHE ASESINA DE TERROR

OYES EL PORTAZO Y TE DAS CUENTA DE QUE NO TIENES ESCAPATORIA

SIENTES LA MANO FRÍA Y TE PREGUNTAS SI VOLVERÁS A VER EL SOL

CIERRAS LOS OJOS Y ESPERAS QUE TAN SOLO SEA TU IMAGINACIÓN

PERO EN TODO MOMENTO ESTÁS OYENDO LA CRIATURA DETRÁS DE TI

HA LLEGADO TU HORA

[PUENTE]

LAS CRIATURAS DE LA NOCHE AÚLLAN

Y LOS MUERTOS EMPIEZAN A ANDAR EN SU PODREDUMBRE

NO PUEDES ESCAPAR DE LAS MANDÍBULAS DEL ALIEN ESTA VEZ

(ESTÁN BIEN ABIERTAS)

ESTE ES EL FIN DE TU VIDA

HAN SALIDO A POR TI HAY DEMONIOS QUE SE ACERCAN POR TODAS PARTES

TE POSEERÁN A NO SER QUE CAMBIES EL NÚMERO EN EL RELOJ

AHORA ES EL MOMENTO EN QUE TÚ Y YO NOS ACURRUQUEMOS MUY JUNTOS

DURANTE TODA LA NOCHE TE SALVARÉ DEL TERROR DE LA PANTALLA,

TE HARÉ VER

[ESTRIBILLO]

QUE ESTO ES DE MIEDO,UNA NOCHE DE MIEDO

PORQUE YO PUEDO DARTE MÁS MIEDO QUE CUALQUIER FANTASMA QUE TE ATREVAS A IMAGINAR

CARIÑO, ESTO ES MIEDO, NOCHE DE MIEDO

ASÍ QUE DEJA QUE TE ABRACE FUERTE Y COMPARTAMOS UN MATADOR, ESPANTOSO, ESCALOFRIANTE

TERROR AQUÍ ESTA NOCHE

(RAP REALIZADO POR VICENT PRICE)

SE HACE LA OSCURIDAD EN TODO EL LUGAR

LA MEDIANOCHE ESTÁ A PUNTO DE LLEGAR

LAS CRIATURAS SE ARRASTRAN EN BUSCA DE SANGRE

PARA ATERRORIZAR A TODO EL VECINDARIO

Y CUALQUIERA QUE SE ENCUENTRE

SIN ALMA PARA SOPORTARLO

DEBERÁ VÉRSELAS CON LOS PERROS DEL INFIERNO

Y PUDRIRSE DENTRO DE UN CADÁVER

EL HEDOR MÁS ASQUEROSO LLENA EL AIRE

LA PESADUMBRE DE CUARENTA MIL AÑOS

Y PRESENCIAS GRISES DE CADA FÉRETRO

SE ACERCAN PARA SELLAR TU TUMBA

Y AUNQUE TE ESFUERCES POR SEGUIR VIVO

TU CUERPO SE EMPIEZA A ESTREMECER

PUES NINGÚN SIMPLE PORTAL PUEDE RESISTIR

LA MALDAD DEL MIEDO.

Entrevista a Maricruz

Publicado en entrevistas — 8 Enero 2013 @ 1:16 pm

Pude contactar con Maricruz Cuervo Fernández fácilmente, ya que es mi tía. Me contó algunas de las cosas de las que se acordaba de cuando había estado haciendo el servicio social en el hogar “Santiago López”. A continuación podéis ver una foto suya de aquella época:

9vtlyghtq4d9wpzhngmnwfldwtdbefrvsfdmbqaelei.jpg

1.      ¿Con cuántos años hacíais el servicio social?

Lo podías hacer cuando quisieses, pero siempre tenía que ser antes de tratar de sacar el carnet de conducir o de buscar cualquier empleo, ya que era como la “mili” pero para las chicas. Particularmente yo lo hice cuando tenía sobre 18 o 20 años.

2.      ¿Cuánto tiempo pasabais allí trabajando? ¿Qué teníais que hacer para entrar?

Íbamos sobre 2 horas al día y en total debíamos entre 2 y 3 meses. Aunque podías hacerlo cuando quisieses, para empezar teníamos que ir a hablar con Amor, la directora, puesto que era ella quien te daba el horario y te indicaba muy por alto lo que ibas a tener que hacer. Después de eso creo que nunca más tuve trato con ella, puesto que apenas salía de su despacho.

3.      ¿En qué consistía vuestro trabajo allí?

Básicamente cosíamos la ropa de los niños, les ayudábamos a hacer las camas, ayudábamos a las cuidadoras que estaban allí internas (ellas, a diferencia de nosotras, sí cobraban y tenían unos 25 años; estas dejaban el trabajo en cuanto se casaban)  a la hora de la comida a preparar y servir las mesas, e incluso debíamos ayudar a alguno de los más pequeños a comer.

4.      ¿Estabais a cargo de muchos niños?

No sé cuántos serían, pero calculo que sobre unos 300, ya que un hogar que había en Avilés, el “Pedro Méndez”, se quemó y los niños que allí estaban vinieron para Pravia. Aunque eran muchos, nosotras principalmente nos hacíamos cargo de los más pequeños y prácticamente solo era durante la hora de la comida.

qim9v5cuujzi8sooydnel1lbxicqpdjqpjp0o81ibce.jpg

5.      Una vez que lo acababas ¿qué hacíais?

Como ya te dije, había que hacerlo antes de querer trabajar en cualquier cosa o bien sacar el carnet de conducir, pero antes de todo eso, justo al acabar, teníamos que ir a Oviedo a hacer un examen de labores y otro teórico.

6.      ¿Puedes contarnos alguna anécdota?

Sí, cuando les pelábamos la fruta a los más pequeños, concretamente las naranjas, nos decían: “que no tenga pan”; con eso querían decir que no tuviesen nada blanco.

7.      ¿Hay alguna otra cosa que puedas contarnos?

No hay muchas más que contar, ya que apenas teníamos contactos con los niños, pero lo que sí os puedo decir es que cuando yo era pequeña e íbamos a catecismo tenían fama de ser muy malos y de estudiar muy mal.

Autora: Noelia García Cuervo

El orfanato en el cine

Publicado en general — 21 Diciembre 2012 @ 11:14 am

El orfanato es una producción cinematográfica española del año  2007. Ha tenido varias modificaciones y se le ha desarrollado en diferentes  versiones,como la norteamericana o japonesa además de la española, teniendo en cuenta los derechos de producción. Se trata de la ópera prima del director Juan Antonio Bayona producida por Rodar y Rodar, co-producida por Telecinco, presentada por Guillermo del Toro y protagonizada por Belén Rueda.Este “film” nace a partir del cortometraje del guionista Sergio G. Sánchez :Sé que estás ahí  sobre la temática de los amigos invisibles.

El guión quedó apartado hasta que fue elegido para el laboratorio del Sundance Film Institute, conseguió un director, Juan Antonio Bayona y se metió en el proyecto Guillermo del Toro y Telecinco cinema, que aumentaría presupuesto hasta los cuatro millones y medio de euros.

Fue la película española más taquillera del año 2007 y la segunda más taquillera de la historia después de Los otros. El Orfanato fue vista por más de cuatro millones de espectadores y recaudó casi 12 millones de euros en sus primeros veinte días en los cines españoles.

En cuanto a detalles de la grabación de la película, podemos destacar que  el equipo de sonido de la película se dirigió en Bulgaria, donde se ha grabado en la radio de Sofía con músicos de la Sinfónica Nacional y “the Bulgarian Symphony Orchestra” entre otros. La banda sonora de la película está compuesta por Fernando Velázquez, que reconoce que, aunque en España hay grandes profesionales, es muy difícil poder grabar.  Según ha comentado, la mayor dificultad fue encontrar el tono así como una música adecuada para cada momento.

Se puedo haber rodado en interiores, pero los complejos movimientos de cámara que usa Bayona provocaron que se recurriera a los decorados. Cabe destacar que Bayona decidió rodar la película en Llanes (Asturias), un lugar que ofrecía privilegiadas localizaciones naturales como grutas, acantilados, bosques y montañas ideales para el film, además de lo más importante de la película: el caserón.

 el-orfanato7_unmundodecine.jpg

El rodaje comenzó el 15 de mayo de 2006, por lo que tuvieron que simular una gran nevada en el pueblo en pleno agosto.

Según numerosas entrevistas Bayona cuenta que desde el principio pensó en Belén Rueda para el papel de la protagonista. Relata que es un tipo de cine fantástico que ya no se suele practicar, por lo que quizás sea esa cualidad la que la haga tan especial. Trata de un terror que parte de elementos cotidianos para ir contaminándose poco a poco hasta adentrarse en el miedo y la locura absoluta.

Estuvo nominada a 61 premios, entre los que cabe destacar 7 premios Goya. Recaudó casi 80 millones de dólares a nivel mundial. Fue adquirida antes de su estreno por la productora americana New Line Cinema para rodar un remake en Estados Unidos.

 Sinopsis:

Una mujer regresa junto a su familia al orfanato donde se crió en el norte de España, con el sueño de abrir una residencia para niños discapacitados. Al poco tiempo, su hijo comenzará a dejarse llevar por fantasías cada vez mas intensas e inquietantes para su madre, quien piensa que algo amenaza a su familia. La supuesta presencia de fenómenos extraños le hará buscar ayuda en parapsicólogos.

Valoración Personal:

Desde mi punto de vista es una  película muy interesante que trata temas tanto psicológicos como psíquicos. Es una gran película española que haganado muchos premios y ha tenido gran aceptación en el público, por lo que en general ha gustado.

A mí personalmente no me ha parecido una película extremadamente terrorífica en comparación con otras que he visto, como por ejemplo The Ring; sin embargo, sí me ha parecido una película muy realista en cuanto a las escenas, sobre todo el lugar donde se desarrolla, la casa de Llanes (Asturias), ya que ayuda a introducirse en la historia.

Hay escenas que no tienen mucho sentido, como la búsqueda del niño por parte de Belén Rueda. Quiero decir que no se empeña mucho en su búsqueda, no parece muy real que el niño haya desaparecido así, sin mas; sin embargo, una vez que habéis visto la película se entiende un poco mejor. Destaco la actuación del niño, me parece muy difícil su papel y lo desempeña con gran facilidad.

Nos hemos basado en este film por la historia que tiene nuestro instituto, historia que conoceréis en próximos posts.

Autora: Miranda Feito

Entrevista a Amor

Publicado en entrevistas — 21 Diciembre 2012 @ 10:20 am

Amor fue, durante muchos años, la directora del hogar “Santiago López”. No nos quiso decir su edad exacta, pero creemos que está muy cerca de cumplir los cien años.

ccc.JPG

1-¿Cómo accedió a ese trabajo? ¿Tenía alguna relación con Auxilio Social?

En un principio, entré a trabajar para cumplir con el servicio social, estuve interna durante seis meses y, una vez acabado, directamente pasé a ejercer las funciones de directora.

2-Como directora, ¿cuáles eran sus funciones? ¿Desempeñaba alguna otra función?

Me limitaba a dirigir el hogar. Primero estuve en Agones en la finca de Froilán, luego vine a Pravia, donde estaba a cargo de unos cuarenta internos, y finalmente vine al “Santiago López”, donde estuve ocho años. Como directora era la que más cobraba (250 pesetas), mientras que el resto cobraba muchísimo menos.

3-Desde su punto de vista, ¿cómo era el trato que recibían los alumnos por parte de los profesores?

Pasamos de tener 125 niños a 200, ya que cerró un colegio de Avilés. Por ello, tanto los cuidadores como las maestras debían ser estrictos y no pasar ni una. Como refuerzo nos mandaron a otra directora para que se hiciese cargo de los niños más pequeños ( que se encontraban en el tercer piso).

4-¿Disponían de enfermería? ¿Había un médico particular para el hogar o era el médico del pueblo el que hacía visitas periódicas?

Sí, teníamos enfermería (al lado de la cocina). La enfermera era muy rígida, los tenía a todos a raya. Debían cumplir el reglamento y no dedicarse a hacer tonterías para así evitar que enfermasen.

5-¿Cómo era el servicio social de las chicas que trabajaban aquí (mi madre y mi tía lo hicieron)?

Las que cumplíamos el Servicio Social debíamos coser la ropa de los niños, hacer la limpieza, ayudar a los pequeños a hacer las camas para que así aprendiesen…

6-¿Es cierto lo que se cuenta de los castigos que había aquí?

No eran tan crueles como se piensa, les hacíamos ponerse de cara a la pared, no les dejábamos salir de paseo, les dejábamos sin recreo, les dábamos cachetes, etc. Antes de todo, me los mandaban al despacho y esperaban para entrar en el pasillo.

hcywbozdb8ueofq6nxi0mojmt11-texeb7g4tke7aym.jpg

7-¿Qué recuerdos conserva de cuando vivía en el “hogar”?

Lo que peor llevaba era cuando alguno se escapaba por la noche y venían los guardias a traerlo. También solían ir a por la fruta del vecino. En una ocasión me llevaron a juicio por ello, pero no llegó a nada más.

8-¿Le parece mejor que chicos y chicas se eduquen separadamente, como entonces, o como se hace actualmente?

Yo creo que sí era mejor que estuviesen separados, así nos evitábamos muchos conflictos.

9-¿Cómo estaban distribuidas las clases?¿Qué asignaturas impartían?

Eran según las edades y los conocimientos. Las asignaturas eran prácticamente las mismas que las que se imparten ahora en primaria. Todos los profesores eran género femenino, mientras que los instructores eran hombres. Cuando salían de aquí, muchos iban al “San Luis” y otros al Colegio Nacional (lo que hoy es el “Santa Eulalia de Mérida”).

10-¿Qué día estaba destinado para las visitas?

El día de visita era los domingos. Solía haber conflictos entre aquellos padres que estaban separados y por ello procurábamos que no viniesen el mismo día. Era los domingos cuando también les dejábamos salir por Pravia e ir a ver a sus hermanas o novias al otro hogar.

11-¿Había algún tipo de festival o concierto?¿Cuándo se celebraba?

Los festivales se celebraban sobre todo en Navidad y al final del curso. Generalmente no venían los padres, aunque en algunas ocasiones sí lo hacían.

12-¿Cómo era la relación con las autoridades competentes?

La relación con el alcalde y el gobernador civil era muy buena. Contribuían con los regalos que se les daba a los niños que en Navidades se quedaban en el hogar, ayudaban con la comida (no había ningún capricho, pero estaban bien alimentados). Nos mandaban los salmones que requisaban.

Autoras: Carmen Rodil González y Noelia García Cuervo

Entrevista a Moisés

Publicado en entrevistas — 12 Diciembre 2012 @ 2:38 pm

foto-moises2.JPG

Moisés Cabello Pérez fue un niño que pasó la mayor parte de su infancia en el Hogar Santiago López. Al cumplir los 16 años se fue a estudiar a Gijón gracias a que le concedieron una beca. Pudimos contactar con él porque conseguimos su correo a través de la siguiente dirección: http://www.pueblos-espana.org/asturias/asturias/pravia/foro-tema/182014/ . Le agradecemos mucho el tiempo y la atención dedicado hacia nosotras y nuestro proyecto.

1-      ¿Por qué motivos entró en el hogar?

El motivo por el que entré fue que mi madre era soltera y en aquella época estaba mal visto. Por lo tanto, para poder sacarnos adelante, decidió irse al extranjero a trabajar y dejarnos tanto a mí como a mi hermana en un hogar de auxilio social.

2-      ¿A qué edad entró?

Entré en el hogar a los 5 años de edad y permanecí allí durante 10 años.

foto-moises-1.JPG

3-      ¿Cómo estaban distribuidas en aquel entonces las estancias dentro del edificio?

En las plantas de arriba estaban situadas las habitaciones y los baños. En cada habitación había 22 camas y dos cubos en el centro para que meásemos por las noches, pues no se nos estaba permitido salir de la habitación.

En la planta baja estaba situada, aproximadamente en el mismo sitio que en  la actualidad, la cocina, que era bastante más grande que ahora. En esta misma planta se encontraban también la enfermería, junto a la cocina; el comedor, con un escenario (en lo que hoy es el gimnasio); y en el otro extremo del edificio las duchas. Anteriormente existía otro edificio, frente al polideportivo, donde se encontraban otros baños y los lavaderos.

4-      ¿Cómo era un día normal para los niños del hogar?

Nos levantaban a las 8:00 de la mañana, íbamos en filas a la ducha (aunque para ello habían establecido unos turnos, siendo los primeros los más pequeños, de ahí que no fuese posible que nos duchásemos todos los días), desayunábamos, íbamos a clase hasta la hora de comer. Después de ello, nos dejaban jugar hasta las 2:00, hora a la que volvíamos a clases. Allí permanecíamos hasta las 5:00. Posteriormente nos dejaban jugar y ver la tele hasta la hora de cenar. Solíamos cenar tortilla de patata, un día si y otro no. A las 8:30 nos íbamos a la cama.

5-      ¿Qué castigos os imponían si no cumplíais las normas?

Más que castigos considero que eran torturas, algunas eran las siguientes: nos mandaban juntar las yemas de los dedos y nos daban con una regla, ponernos de rodillas encima de piedras (para mí era el peor de todos), con los brazos estirados sujetar libros y si te caían te pegaban. A aquellos niños que meaban la cama se les hacía caminar alrededor del recinto con el colchón meado encima de la cabeza. A estos tampoco se les permitía beber después de cenar.

6-      ¿Cómo eran las clases en el Hogar?

Las asignaturas que teníamos eran muy similares a las de ahora: matemáticas, lengua y literatura, ciencias sociales (englobaba también biología) y catecismo (obligatorio claramente).
Las aulas estaban al lado de lo que ahora es el gimnasio, eran 4 y en el medio había una sala forrada de corcho donde veíamos la televisión, jugábamos al parchís, las damas, leíamos revistas…

7-     ¿Qué trato recibían de los profesores y cuidadores?

Tanto los profesores como los cuidadores eran muy rígidos, no nos pasaban ni una. Si venía algún profesor o cuidador blando, terminaba por irse por su propia voluntad al no poder con la situación (imagínate 300 niños pidiéndote de todo), o era echado.

8-      ¿Había días de visita para las familias? ¿Y vacaciones?

Los días de visita eran los domingos. Dado que era un día especial, pues era cuando íbamos a misa y recibíamos las visitas, nos ponían el traje de los domingos   , más formal que la ropa de diario. Ese día  nuestros poderes nos traían juguetes, pero no comida, pues en el hogar estábamos bien alimentados. Los juguetes no nos duraban mucho, ya que al compartirlos con los demás niños acababan rompiendo.

En las vacaciones apenas nos quedábamos apenas una decena de niños en el hogar. Recibíamos un trato especial por parte de los cuidadores. Nos llevaban a la playa en verano, nos regalaban juguetes en reyes y nos dejaban usar las bicis y los patines. No obstante, era muy duro ver cómo los demás niños se iban con sus padres.

9-      ¿Había entonces las actividades que hay ahora, como festivales o teatro…?

Sí, solíamos disfrazarnos en las fiestas principales. Montábamos una especie de teatrillo en un escenario situado al fondo del comedor, ahora el gimnasio. Esta representación sólo lo veían los profesores y niños que no participaban  en él. Entre montar la obra y representarla se nos pasaban más rápido las vacaciones, por lo que no nos sentíamos tan tristes por no poder ir con nuestros padres.

10-  ¿Nos podría contar un buen recuerdo que tenga de esos años? ¿Y uno malo?

De esa época conservo buenos momentos, como el día en el que venía un señor al que ninguno conocíamos a darnos cinco duros a cada uno. Siempre venía a la hora de comer, y se acercaba a las mesas a darnos el dinero. Con este nos daba para invitar a nuestras novias al cine (solo las veíamos los domingos y si nos escapábamos entre semana) y para ir a la sala de juegos. Incluso para ir al Balbona. Pero sobre todo recuerdo malos momentos, como cuando un maestro de otro de los colegios pravianos me pegó tal paliza, que luego se sintió tan mal que me estuvo llevando durante cuatro o cinco meses los fines de semana a su casa.

11-  ¿Tiene alguna otra anécdota de entonces?

Una de las cosas a las que jugábamos era a dar vueltas sobre nosotros mismos. En un ocasión mis compañeros, queriendo hacer la gracia, me dejaron frente a la piscina, con tan mala suerte que estaba vacía  y me caí. Me llevaron a la enfermería. En un principio me dijeron que no era nada, pero al día siguiente amanecí con la pierna muy hinchada, así que me llevaron al hospital. De aquella no había mucho conocimiento sobre el  tema ni se interesaban mucho por la gente pobre. Todos los médicos pensaban que de esa no iba a salir e incluso llegaron a llamar a mi madre (que vivía en EE.UU.) para que viniese a despedirse de mí. Mientras tanto en el hogar los niños tenían que ir todos los días a la iglesia a rezar por mí. Milagrosamente, tres meses después conseguí salir de aquella y a mi vuelta al hogar la gran mayoría de mis compañeros no me hablaban  o lo hacían para insultarme.

12-  ¿Conserva amigos de aquella época?

Sí, de hecho, frecuentemente nos reunimos unos cuantos ex alumnos y cuidadores con la directora para recordar viejos tiempos.

Autoras: Carmen Rodil González y Noelia García Cuervo

Fotografías: Moisés Cabello Pérez

SALOMÓN SALMÓN

Publicado en personajes — 5 Diciembre 2012 @ 2:40 pm

Hola, me llamo Salomón. Todo comenzó cuando tenía 12 años. Mi madre murió en mi nacimiento, por lo que mi padre tuvo que cuidar de mí. Mi infancia está llena de malos recuerdos y trabajos duros en el campo. Apenas cumplí los 13, mi padre murió en la Guerra. Vagabundeaba por las calles en busca de comida  hasta que un día me recogieron los del orfanato.

“El orfanato”, así es como se llamaba, estaba lleno de todo tipo de niños huérfanos: enfermos crónicos, trastornados mentales, incluso había algunos con malformaciones en el cuerpo. Estaba dividido en dos zonas, una para las chicas y otra para los chicos. Mi habitación era la 104, que compartía con otros 19 chicos.

Cuando me escapaba del colegio me gustaba ir a los trenes que hay en la estación de Pravia. Por cierto, todavía están allí y aún a veces me gusta ir a explorarlos.

 

 salomon.jpg

En invierno nos escondíamos entre los fogones de las cocinas hasta que se hiciese de noche para poder salir fuera a divertirnos. Una noche decidimos ir al río Nalón. Este estaba completamente helado, por lo que comenzamos a deslizarnos sobre el hielo. Me caí y el hielo se abrió a mis pies. Los primeros segundos me resistía a ser devorado por el agua hasta que, por fin, esta venció. Mis compañeros no me ayudaron, solo se quedaron mirando, riendo y diciendo “salmón, salmón a ver cuánto tiempo aguantas debajo del agua”.

Tras las heladas encontraron mi cuerpo y lo enterraron detrás del orfanato, junto con los demás niños muertos, pero mi alma quedo reencarnada en un fantasma de 13 años. Como venganza, maté a todos mis compañeros clavándoles un trozo de hielo en el corazón.

_baxcuxov8pmjzdwlgy_krgzi2s3ohkiu3pt5hwi4jg.jpg

Ahora, durante el invierno, las gentes que pasean por el río helado verán mi imagen pasar y, a aquel que no se asuste, le clavaré un puñal helado en el corazón al igual que a mis compañeros.

foto-04-12-12-22-07-063.JPG

Salomón es un chico de 13 años, moreno, alto y bastante delgado. Siempre se presenta vestido con un pijama blanco manchado de la tierra en la que fue enterrado. Tiene el cuerpo congelado y en su cara se puede reflejar el mismísimo frío, ya que la tiene muy pálida, con ojeras oscuras enmarcadas notoriamente y los labios morados. Por rencor, tiene ansias por matar a todo aquel que no se asuste ante su apariencia. Habita en las aguas del río Nalón de Pravia y tiene predilección por los niños pequeños, sobre todo por las niñas.

Texto y dibujo: Óscar Gª Rodríguez

NONAYA, LA NIÑA DEL POZO

Publicado en personajes — 5 Diciembre 2012 @ 2:24 pm

jwx-6txw4bfrl8p7h9g8_-rvw4fkivj55jf4lg4ne-0.jpg

Hola, me llamo Nonaya, soy  la reencarnación de una niña de nueve años muerta en extrañas circunstancias.

 

Corría el año 1939. Todo comenzó cuando llegaron a Pravia las tropas de la guerra. La situación en España era un caos y todo el mundo estaba aterrorizado. Creíamos que nunca alcanzarían esta zona, por lo que los ciudadanos no estaban preparados. Yo apenas me enteraba de lo que ocurría; solo de pequeñas historias que me contaba mi madre para dormirme. Un día papá se tuvo que ir a defenderse, a defendernos; y no volvió. Cada noche le preguntaba a mi madre por él hasta que, desgraciadamente, mientras comíamos dos días después de lo ocurrido unos hombres muy feos entraron a la cocina de mi casa y se la llevaron. No volví a saber nada de mis padres, solo intentaba imaginarme que estarían en un buen lugar. Nosotros  no teníamos más familia, por lo que nadie se podía hacer cargo de mí.

 

Vagabundeaba por las calles en busca de algo que poder llevarme a la boca, pero en aquella época la gente no era muy generosa… Un buen día, por suerte para mí, llegó una mujer, me cogió por el brazo y me llevó. Me dijo que estaría en un lugar mejor, pero no iba a ser así…

 

Aquel lugar lo llamaban “EL ORFANATO”, todo el mundo hablaba de aquel sitio y no muy bien… Había niños y niñas de todas clases pero a mi parecer muy raros. Había niñas que tenían los camisones sucios y estaban totalmente embarrados; y es que, en vez de darle un buen trato, a estos niños los utilizaban para trabajar. Ningún niño era completamente normal y es que decían que las paredes de aquel lugar trastornaban a la gente.

 

Las niñas estaban en las habitaciones de la planta baja y los niños en la segunda, había mayores y pequeños, había una chica paralítica y varios niños con amigos invisibles un poco extraños.

 

Desde la desaparición de mis padres yo no volví a ser la misma alegre y feliz del pueblo; era triste, desconfiada y muy rencorosa. No me relacionaba con los demás niños, apenas comía y no jugaba. A mí no me gustaba aquel lugar: me hacía sentirme encarcelada, además de tener que trabajar para gente que no conocía y sin ningún juguete a cambio para poder pasar el rato. Nos trataban mal…

 

En el orfanato había un pozo de donde sacaban el agua para la cocina y para lavar la ropa. Los niños no se querían acercar porque decían que habitaba gente extraña bajo esas aguas. Una noche, mientras todos dormían y aprovechando el descuido de un vigilante que rondaba por los pasillos con una linterna, me escapé. Para esconderme me metí  en aquel pozo sin pensar en lo que podía pasarme. Yo no creía en aquellas historias: simplemente pensaba que los niños no querían que me escapase. Una vez allí dentro empecé a tener mucho frío y a sentirme mareada y me caí al agua, empecé a gritar para que me salvasen pero nadie me hacía caso, sentí que alguien me llamaba pero perdí la conciencia y poco a poco sentí que me moría y nadie hacía nada para salvarme. Me habían dejado morirme…

sdcizsixdx-h6tq3qw9rn8eqk2ioc58k_2rncstz3cm.jpg

 Autora: Miranda Feito Fernández

MARÍA LA PARALÍTICA

Publicado en personajes — 30 Noviembre 2012 @ 9:52 am

Hola, me llamo María, aunque mis difuntos compañeros me conocían como “la paralítica”. Al principio, cuando me recogieron en el orfanato, era una niña huérfana como la mayoría de los niños que habitaban en este edificio. Mis padres habían sido asesinados en la guerra, al igual que mis hermanos y el resto de mi familia, en el “paredón” por ser lo que decían “rojos”.

En el orfanato, las antiguas habitaciones se correspondían con las actuales aulas de vuestro instituto. En cada habitación había veinte literas. Mi habitación se correspondía con la actual aula número 103. Mi litera estaba en  una esquina. En la década de los cuarenta, cuando aún vivía, no existía la actual electricidad, así que por la noche las habitaciones y todo el orfanato permanecían en completa oscuridad. Mi desgracia comenzó cuando un día, bajando por las escaleras, resbalé, me caí y me rompí un pie. En aquella época los médicos escaseaban y se centraban en ayudar a las personas afectadas por la guerra y en atender a personas ricas, no a una niña insignificante como yo. El tobillo nunca me soldó y desde entonces ando coja; este es el motivo de que me conocieran como la “paralítica”. Así pasé mucho tiempo, hasta que cumplí los quince años. Un día, por la noche, mis compañeras, que se burlaban constantemente de mí, decidieron darme un susto mientras dormía. Yo dormía en la litera superior y cuando me asustaron me caí de la litera abajo y me desnuqué. Nadie pudo hacer nada por mí. Mi cuerpo fue enterrado en el patio del orfanato, cerca de la fuente, pero mi alma quedó atrapada en el fantasma de una chica de quince años.

p1010442.JPG

Como venganza, maté a esas compañeras que provocaron mi muerte clavándoles un cuchillo en la espalda. Por esa razón, cada vez que alguien pronuncie cinco veces “María la paralítica” delante de un espejo por la noche, aparezco y les clavo un cuchillo.

 

dibujo-maria-la-paralitica.jpg

 

  María la paralítica es una chica de quince años. Siempre aparece vestida con un camisón blanco y unas zapatillas de color rojo. Su cara es pálida y tiene unas ojeras negras muy destacadas. Psicológicamente, al estar afectada por su tragedia, desea matar a aquellas personas que mencionan su nombre y la utilizan como burla. No se sabe dónde habita, pero tiene especial interés en la muerte de niños de entre diez y quince años, y también en aquellos que estudian en el actual instituto de Pravia, y esencialmente los que tienen como aula su antigua habitación.

Autora: Patricia García Sánchez

Dibujo: Roberto Díaz Miranda