Una niña de Villa Asunción salió una mañana en busca de unos huevos de Pascua. En su camino se encuentra con su padrino y éste le preguntó a donde iba a lo que la niña le respondió: “Voy a por unos huevitos de Pascua”. Él tío le pidió que le acompañara que él tenía unos muy bonitos en su casa y que se los iba a regalar. La niña no lo dudó ni un momento y entró en la casa.

Cuando la niña entró, el padrino la amenazó con el cuchillo y en palabras textuales de la joven, el hombre le hizo eso… Para evitar que la niña contara lo sucedido dentro de la casa, el tío la amenazó de muerte. Pero la niña aprovechó un descuido de su padrino y se escapó.

En una entrevista echa a los padres, éstos alegan que ellos no fueron los electores del padrino,y que lo hicieron por recomendación de la maestra de religión.

pascua

Arelis Feito García.

Estadísticas Este artículo ha sido visitado  641  veces