¡Más Mauricios!

2 09 2013
  • Como los buenos tomates empiezan a ser historia, valga el vídeo que sigue para que penséis un poco en lo que coméis, estimada muchachada. La profe tiene la gran suerte de producir buena parte de lo que come, el resto lo ponen a su disposición buenos amigos. A esos que, Son d’Casa, les debo también el vídeo.



Un trozo invisible de este mundo

14 04 2013

Un pueblo que no ayuda y no fomenta su teatro, si no está muerto, está moribundo. F. García Lorca.

  • Allá por la década de los cuarenta del siglo pasado, mi abuelo cogió una maleta, atravesó un océano y se plantó en la República Argentina. Pasados seis años, volvió con una radio de galena y un puñado de pesos con los que aumentar la exigua propiedad familiar. Aquel paréntesis de exilio marcó para siempre nuestra historia doméstica. He oído relatar cientos de veces a mi madre aquel desgarro con retorno ¿y si no hubiera vuelto? Si no hubiera vuelto, formaría parte de esa parte de nosotros que mi abuela me enseñó, están al outro lao del mar.

  • Con estos antecedentes, es fácil entender que cuando en septiembre pasado leí una entrevista en la que Juan Diego Botto hablaba del estreno de su nueva obra de teatro y decía que trataba de la emigración y el exilio, pensé que tenía que verla. Intenté ir a Madrid, pero al final descarté esa posibilidad confiando en la gira por provincias. Hace meses que tenía la entrada para verla en Avilés. El Palacio Valdés es precioso, pero pequeño y Avilés una ciudad con gran tradición teatral, consecuencia: muchos abonos y prácticamente todo el papel vendido en la primera semana. Con todo, conseguí una entrada en general. Ahora sí sé lo que significa gallinero: paraíso. También sé que hubiera merecido la pena aunque hubiese tenido que gozar la obra encaramada en la lámpara. Hora y media  larga en la que la realidad hecha escena abofetea a la cuarta pared sin miramientos. Cinco piezas, cinco monólogos llenos de verdad en los que la 20-01 en la que acabas de convertirte confirma que diez no está tan lejos de infinito como dos. ¡No lo está! Las maletas se pasean por la cinta transportadora mientras Arquímedes, Locutorio, Carta al hijo, Turquito y El privilegio de ser perro crecen en escena ante el desgarro y el silencio de aquellos cientos de 20-01 que han quedado fundidos en su butaca. El privilegio de ser perro… tomar el cielo por asalto, carajo. Y la tensión que encoje corazones, pañuelos que se despliegan en la oscuridad del teatro, lágrimas, tímidas risas de esas que tratan de olvidar… y una profe pensando en tantas horas perdidas de Educación para la ciudadanía, bastaría hora y media, esta hora y media para haceros entender qué es la emigración, qué es el exilio, qué es la xenofobia. Y la profe impertérrita, muda. Ni una lágrima, ni respirar siquiera. Paralizada de realidad. Bloqueada como acostumbra cuando la vida la desborda. Y en el medio de los aplausos, las palabras de Botto agradecido: la cita de Lorca con la que empieza este texto y el artículo 44 de nuestra Constitución: Los poderes públicos promoverán y tutelarán el acceso a la cultura, a la que todos tienen derecho. Y ahí sí, ahí la profe, tan prosaica ella, no tuvo más remedio que descubrirse tratando de enjugar las lágrimas que le recordaban a quien le enseñó dos de las cosas más importantes de su vida: que parte de nosotros está al otro lado del mar y que hay que estudiar Historia para que nunca se olvide lo que pasó.


#Poema27

16 12 2012
  • Tanta tecnología y tantas redes sociales van a acabar con la profe. La pobre no se aclara y pone hashtag en el título de los artículos del blog. Pues no queridos pupilos, la profe agradece la iniciativa de Toni Solano y se suma al homenaje a la Generación del 27 con un poema de Miguel Hernández.



Escapismo Krahe

21 02 2012
  • Tengo un amigo militar. A los amigos ya se sabe, se les perdona todo. Dice que los militares son como los curas (ningún clérigo entre mis camaradas, a pesar de la liturgia Guiño), lo son siempre. Las profes, también lo somos siempre. La condena es eterna, como el cielo del aula. Dicen por ahí que tenemos muchas vacaciones, pero como los soldados y los párrocos, estamos siempre de guardia. A esta profe, de todos los lectores de este blog es sabido, la pierde utilizar la música en el aula. ¡Dicen tantas cosas las canciones! Por eso, cuando el sábado aterrizó en el concierto de Javier Krahe además de reírse a mandíbula batiente y tranquilizarse pensando que no todo está perdido, se pasó las dos horitas que duró el escapismo (esta vez de lucidez, no de vainilla y pistacho) pensando: esta me vale para clase.

  • ¿Pero profe, este quien es?  Como suponía que me harías este pregunta os diré que este tipo es un cínico y por tanto, vive en un tonel (o por lo menos alrededor de él). Que tose más que canta, que tiene por bandera la ironía y que en ocasiones, es el salvavidas de las profes cuando son incapaces de pasar su ríos por debajo de todos los puentes. Le debemos joyas como La hoguera o Cuervo ingenuo. También lo conocemos por Marieta o Un burdo rumor. Pero para el asunto que nos ocupa me quedo con las que os enlazo a continuación:

Esta película necesita Flash Player 7

Esta película necesita Flash Player 7

Esta película necesita Flash Player 7

  • Y si se me permite la licencia, pongámonos románticas.

Esta película necesita Flash Player 7

 



Un poco de sur…

29 01 2012
  • A veces necesitamos un poco de sur para no perder el norte. Si es que no lo hemos perdido ya, viajando descontrolados hacia el despropósito de la “civilización”. Por suerte, en el sur aún quedan joyas en forma de grandes ideas que nos reconcilian con el mundo.



¡Reflexión!

21 05 2011



Liberté, égalité, fraternité

14 07 2009
  • 1789. 14 de julio. Y nada volvió a ser igual. Revoluciones hubo más, como esta ninguna, movió los cimientos de la tierra. Pero estamos en verano, pocos o ninguno miraréis este blog. Los alumnos de este año disfrutaréis (espero) de vuestras merecidas vacaciones. Los futuros, haréis lo propio aún sin nombres, sin caras, sin anécdotas…  Pero de alguna manera tenía que celebrar mi fecha histórica preferida, que una no tiene la culpa de que estos franceses tuvieran a bien poner en tela de juicio el Antiguo Régimen en pleno verano. Claro que tampoco voy a ponerme a “echaros el rollo” en época estival. He encontrado una solución intermedia de mano de la Trinca, mítico trío de humoristas que hacían las delicias de algunas allá por los ochenta. Su particular visión de la historia de la Revolución va unida a la del azaroso invento del Barón de Bidé, quién sabe, lo mismo todo empezó así.

Letra: El barón de Bidé

  • Hay días, hay canciones, hay voces, hay momentos… hoy toca escuchar la Marsellesa. Dicen que cuando Napoleón la escuchó afirmó que “esta música nos ahorrará muchos cañones” ¿se imaginan si además la hubiese escuchado en la voz de la gran Edith Piaf? Hay días, hay canciones, hay voces, hay momentos… hay sueños.

Esta película necesita Flash Player 7