Regular la batalla por la información

Un motor de búsqueda más innovador o una red social más respetuosa con la privacidad del usuario no podrían competir con Google y Facebook. Su dominio está garantizado por el caudal de datos que controlan

Buscar sin Google en la Red es como socializar en ella sin Facebook: algo inimaginable. Pero unos magníficos algoritmos patentados y unos empleados extremadamente talentosos sólo explican parcialmente la razón de que ambos campos estén dominados por una sola compañía. La verdadera razón es que tanto Google como Facebook se metieron en esos territorios muy pronto, acumularon tesoros de datos sobre sus usuarios y, ahora, están explotando agresivamente esos datos para ofrecer un servicio excepcional que sus competidores simplemente no pueden igualar, por muy innovadores que sean sus modelos de negocio………………

Envía un comentario

Debes estar logueado para publicar un comentario