Cultura libre, educación libre

20 03 2007

Ha sido una grata sorpresa encontrarse con el excelente libro, publicado bajo licencia Creative Commons, de Ariel Vercelli, Aprender la libertad, y no puedo resistirme a reseñarlo en este blog educativo.

Aprender la libertad, Ariel Vercelli“Por su calidad y regulación, los bienes intelectuales jamás pueden caer bajo el régimen de la propiedad. El crecimiento de las tecnologías digitales y de Internet permite observar claramente que la anomalía de llamar propiedad a los bienes de calidad intelectual es una forma impropia y anacrónica. Estos errores y tensiones han inhibido el desarrollo cultural, han bloqueado la innovación en el siglo XX y han generado industrias [culturales] basadas en privilegios. Esta confusión-mala-intención ha permitido la depredación, el cercamiento y la concentración de un capital común que se halla naturalmente distribuido entre individuos y comunidades. Durante el siglo XX se ha cercado un capital básico, necesario y vital para el desarrollo de toda sociedad. Este es, sin dudas, uno de los focos de mayor tensión a nivel mundial”. Capítulo 2, pág 48.
“La garantía constitucional [Art. 14 de la Constitución Nacional] establece que todos los habitantes tienen derecho de enseñar y aprender. El concepto aprender describe la capacidad de asimilar bienes del intelecto, habilidades, conocimientos por medio del estudio y la experiencia. El aprendizaje es una actividad práctica de estudio, experimentación y asimilación que se produce tanto individual como colectivamente. Se aprende estudiando, haciendo, experimentando, produciendo, creando y re-creando la cultura común. Por ello, los bienes y obras intelectuales comunes/libres son el nutriente básico para que este aprendizaje pueda darse en el aula. Estos bienes permiten ser re creados y pueden ser aprovechados en la producción de nuevos bienes intelectuales para el entorno educativo. No hay mejor forma de aprender que produciendo los mismos bienes intelectuales que hacen posible el aprendizaje”. “Enseñar y aprender implican libertades profundas. Aprendices y maestras/ostutoras/es tienen que poder aprender la libertad por igual. Ambos tienen que poder aprovechar los bienes intelectuales comunes/libres para la actividad del aula, tienen que ejercitar en conjunto su capacidad de ser parte en la sociedad, tienen que desarrollar la fortaleza de conformar el mismo entorno educativo desde sus prácticas cotidianas. Los maestros-tutores tienen que acompañar a los aprendices a que estos puedan ejercitar su voluntad, expresar espontáneamente su creatividad. Finalmente, el diseño del entorno educativo tiene que pensar, discutir, diseñar, implementar, experimentar, evaluar y optimizar las condiciones para que los niños y niñas puedan aprender la libertad. ¡Aprender la libertad como algo vital! Más allá de las metas, ahora importan los caminos y soluciones para aprender, experimentar y ejercer la libertad”. Conclusión

Descarga y comparte el libro, en formato PDF: Aprender la libertad

Estadísticas Este artículo ha sido visitado  2454  veces


Acciones

Informaciones

Un comentario a “Cultura libre, educación libre”

24 03 2007
Pepe (21:33:50) :

Magnífica la información y el libro, que descargaré y leeré con avidez. Por lo que exponéis un texto a tener en cuenta ahora que tan de moda está hablar de TIC y demás, sin que exista una reflexión sobre su uso. Gracias.

Enviar un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image