Instalando Ubuntu (1): Gestión de particiones

15 04 2007

A la hora de acometer la instalación de un Sistema operativo GNU/Linux (recuerda que nuestro elegido es Ubuntu) tendrás que considerar varias cuestiones antes de tomar decisiones sobre la misma:

  1. En primer lugar, considerar si vas a instalar el Sistema en tu equipo sin otro sistema que conviva con él. Este será el caso “más fácil y sencillo”. Supongamos, por ejemplo, que la instalación la realizarás en un disco duro completamente vacío; cuando realices la instalación de Ubuntu, se detectará esta circunstancia y el propio instalador se encargará de todo, de preparar convenientemente tu ordenador y, en concreto, su disco duro, sin que apenas tengas que intervenir.
  2. Tienes Windows instalado en tu ordenador y deseas instalar también Ubuntu. Quieres utilizar ambos sistemas a tu conveniencia y, por supuesto, no deseas perder ningún dato, programa ni fichero de tu viejo sistema Windows. Este es un claro ejemplo de una instalación algo más complicada y no te quedará más remedio que “tocar” la organización de tu disco o discos duros. Y con toda seguridad, en algún momento de la instalación, tendrás que reparticionar el disco duro para hacerle un hueco al nuevo sistema GNU/Linux.

¿Qué es particionar?

Particionar un disco duroParticionar un disco duro (u otro dispositivo similar) es dividir dicho disco en varias partes o porciones (llamadas particiones), cada una de ellas independiente de la otra no sólo en lo que respecta a su contenido sino, y sobre todo, en su utilización por el Sistema operativo. De esta manera, al particionar se crean discos de menor tamaño dentro de un mismo disco físico, discos que pueden poseer un sistema de archivos propio totalmente limitado al espacio que se le ha asignado, sin que afecte, por tanto, ni a lo que contiene ni al formato de las otras particiones que tengas en el mismo disco.

Realizar particiones en los discos duros no sólo es práctico y cómodo, sino altamente recomendable. La capacidad de los actuales discos duros es inmensa: hoy se venden en España como básicos discos duros de más de 200 GB y es muy común encontrar también en el mercado discos duros externos de hasta 500 GB. Obligar a los sistemas operativos a manejar de golpe toda esta capacidad puede afectar al rendimiento del sistema e influir sobre su eficiencia dado que, al no disponer de particiones, el sistema se ralentiza en la búsqueda de archivos y en el inicio de las aplicaciones.

Además, es mucho más operativo, fiable y seguro disponer de, al menos, dos particiones (en el caso de que sólo tengas un sistema operativo): una que aloje el sistema operativo y otra, para alojar nuestros datos, archivos, vídeos, fotografías o películas. Si en algún momento la partición que aloja el sistema operativo falla (piensa en virus, errores de instalación y otras cuestiones similares), no tienes por qué preocuparte: tus datos se encuentran a buen recaudo en la otra partición. Incluso podrás formatear, borrar o eliminar la partición del sistema, instalar / reinstalar, etc. y la partición con tus datos no se verá afectada.

Si deseas realizar una instalación de varios sistemas operativos en un mismo equipo, tendrás que tener también varias particiones diferentes en tu disco duro (y con diferentes sistemas de archivos) para que la organización del disco sea la más idónea posible:

  • Una partición NTFS para el Sistema Operativo Windows XP.
  • Una partición EXT3 que te sirva de almacen de tus datos
  • Otras particiones con sistemas de archivos como EXT2, EXT3, SWAP… si deseas instalar una distribución GNU/Linux en tu equipo.

Vaya… ¿Me puedes explicar qué significa todo este lío de letras y de sistemas de archivos? No entiendo nada ¿por dónde tengo que empezar?

Las particiones y los sistemas de archivos

Entendamos estos conceptos con un caso concreto. Supongamos que tienes un disco duro de 80 GB y deseas utilizarlo para instalar en él Windows XP y la distribución Ubuntu. Necesitarás tener particiones diferentes para cada Sistema Operativo, pero también necesitarás disponer de otra partición en la que alojes todos tus archivos, partición que sea accesible por los dos sistemas: por ejemplo, para editar un informe que redactes en Windows XP con Word y que, más tarde, modifiques desde Ubuntu. ¡Por supuesto que esto es posible, sólo necesitarás un adecuado sistema de archivos en cada partición!

Por ejemplo

  • Necesitarás una partición primaria de tipo NTFS para Windows XP. Primaria porque el Sistema la necesitará para arrancar y NTFS por cuestiones de estabilidad, seguridad y manejo de discos de gran capacidad. Considera unos 25 GB de capacidad para esta partición.
  • Una partición extendida de tipo EXT3 para la partición de los datos. El sistema de archivos EXT3 es accesible tanto desde Windows XP como desde sistemas Linux. Asigna, por tanto, en el ejemplo que nos ocupa, 30 Gb de capacidad a esta partición.
  • El resto lo vas a dedicar a la instalación de Ubuntu. Para instalar cualquier distribución GNU/Linux necesitarás, al menos, dos particiones: una partición conocida con el nombre de Swap (partición que se utiliza como memoria de intercambio, cuando el sistema no tiene memoria RAM libre guarda los datos en esta partición) y que, por lo general, con 1024 Mb será suficiente y una segunda partición utilizada para instalar todo el sistema, la llamada partición raíz /, que se caracterizará por tener el sistema de archivos EXT3. Podrás realizar estas particiones utilizando los programas de gestión de particiones que encontrarás en los Cds de instalación de las distintas distribuciones en el mismo momento que ejecutes la instalación o bien podrás preparar el disco a utilizar particionándolo previamente, antes de iniciar la instalación, con un programa gestor de particiones (la opción a considerar si vas a aprovechar un disco que ya tiene un sistema operativo instalado).
  • En resumen, si deseas instalar Windows XP y Ubuntu en el mismo disco duro tendrás que particionar el disco de manera que tengas una partición primaria NTFS para Windows XP, una segunda partición primaria EXT3 para Ubuntu y una partición extendida en la que habrás creado varias unidades lógicas: las unidades lógicas datos que precises (EXT3) y Swap. ¿Es esta la única solución posible?. No. Las combinaciones que puedes realizar son múltiples, dependerá de tus necesidades, además GNU/Linux no necesita obligatoriamente de una partición primaria: podrías tener una primaria para Windows XP y una extendida con varias unidades lógicas: linux, datos y swap, por ejemplo. También podrías combinar varios discos duros con sus respectivas particiones para instalar Windows XP en uno y Ubuntu en el otro disco duro…

¿Y si quiero aprovechar las particiones de mi disco duro, sin empezar desde cero… puedo? Claro que sí, no necesitas un disco duro nuevo, aprovecha el que ya tienes, pero eso sí, asegúrate de tener espacio libre. En este caso, necesitarás localizar espacio suficiente en el disco para realizar la instalación de Ubuntu. Lo más probable es que tengas que redimensionar alguna de las particiones de tu disco. Obviamente si utilizas esta opción ten en cuenta que debes tomar medidas de seguridad previas para no “estropear” tu partición Windows: primero realizar un scandisk y desfragmentar el disco para ordenador los datos y después hacer una copia de seguridad de tu instalación Windows, por si algo falla… Podrás redimensionar la partición en la que tienes Windows XP instalado, si es la única partición de tu disco duro, para dejar espacio sin particionar a Ubuntu; podrás redimensionar la partición datos, si tienes particionado el disco con dos particiones diferentes XP y Datos, sin tocar, por tanto, la partición de la instalación, etc. Como ves, los casos y ejemplos de particionado son múltiples y, no lo dudes, si necesitas consejo para realizar las particiones en tu caso concreto, sólo busca ayuda. La propia comunidad de Ubuntu, muy activa y cooperativa, soluciona muchos de estos casos. Y si no compruébalo tú mismo:

¿Existen limitaciones a la hora de crear particiones? Pues sí:

  • Sólo podrás crear, como máximo, cuatro particiones, entre primarias y extendidas
  • Los sistemas operativos deberán instalarse en particiones primarias o si no no podrán arrancar; la excepción que confirma la regla es Linux, porque podrás instalarlo en cualquier disco que tengas en tu sistema y en cualquier partición, ya sea primaria o extendida.
  • Sólo una de las particiones puede ser la partición activa
  • Para que los archivos que contienen datos puedan ser visibles desde todos los sistemas operativos deberán estar alojados en unidades lógicas
  • Las unidades lógicas se crean dentro de las particiones extendidas. Lo recomendable es disponer de tantas unidades lógicas como necesites (no hay límite en la creación de unidades lógicas dentro de una partición extendida): considera, por ejemplo, una unidad lógica por cada usuario que utilice el ordenador, así los datos y archivos estarán perfectamente ordenados sin riesgo a mezclar los archivos de un usuario con los de otro.

Esperamos que estas pequeñas indicaciones te orienten un poco a la hora de considerar cómo particionar el disco duro que vas a utilizar. Lógicamente, cómo realices estas particiones dependerá de varios factores: cuántos sistemas operativos quieres instalar en ellos, cuántas unidades lógicas necesites, la propia capacidad de tu disco, etc.

Programas para particionar

Partition MagicSeguramente has oído hablar de Partititon Magic, quizá el programa más utilizado para gestionar particiones. Permite agregar, borrar, editar particiones FAT, NTFS, EX2 Y EXT3 en tu disco duro, redimensionar particiones y unirlas, y otras tareas con particiones.

Un buen programa, sin duda, pero que para tenerlo legalmente tendrás que obviamente, comprarlo (entre 75 y 80€, por cada una de las licencias que adquieras).

¿Hay alternativa en el software libre? Claramente sí. GParted, un programa open source, de código abierto, libre y gratuito que también te permitirá crear, eliminar, mover, redimensionar, chequear y copiar particiones y que, además de editar particiones FAT, NTFS, EXT2 Y EXT3, trabaja con HFS Y HFS+ (las particiones de Mac), ReiserFS, UFS y XFS. Suma también que es completamente portable y que es el programa utilizado en la mayoría de las distribuciones GNU/Linux. ¿Quién necesita de Partiton Magic, entonces?

GParted, gestor de aplicaciones de GnomeEn su página Web localizarás una imagen ISO de un Live CD con GParted, que podrás utilizar como disco de arranque y que te servirá para la gestión de particiones tanto en Windows como en Linux. Se trata de un archivo imagen muy liviano, apenas 50 Mb, que podrás descargar a tu ordenador y grabar posteriormente en un CD virgen y que detectará las diferentes particiones que tengas en tu equipo para que operes con ellas o crees otras nuevas. En suma, una herramienta que no debe faltar en tu colección de programas favoritos. En un artículo que tenemos ya en preparación te enseñaremos a utilizarlo, así no tendrás excusas para no usarlo.

Notas aclaratorias sobre particiones en Windows y Linux

Windows y GNU/Linux se diferencian notoriamente a la hora de nombrar las particiones de un disco. En Windows a cada partición se le asigna una letra: por ejemplo, puedes tener una partición C que contiene el disco duro y una partición E que contiene el almacén de datos y así sucesivamente, asignando letras por orden alfabético a cada una de las particiones del disco o discos duros.

En Linux la cosa cambia un poco. Linux, identifica en primer lugar los discos duros, y después las particiones. En lugar de utilizar letras aisladas, los discos duros en Linux se identifican con “hdx” donde x se refiere a la ubicación del disco. Esto necesita una pequeña explicación:

  • Sólo tienes un disco duro con una sola partición. Windows lo detectaría como C:\, GNU/Linux como hda.
  • Tienes dos discos duros con una sola partición en cada uno de ellos. Windows los detectará como C:\ y D:\ respectivamente. En cambio, GNU/Linux los interpretará como hda (el primer disco duro conectado en IDE1 como maestro) y hdb (el segundo disco conectado en IDE1 como esclavo).
  • Sólo tienes un disco duro con dos particiones. Para Windows serán C:\ (la primera partición) y D:\ (la segunda). En Linux, simplemente se agrega el número de partición al identificador del disco duro: hda1 será la primera partición, hda2, la segunda.
  • Si el disco duro tiene unidades lógicas, Linux las enumerará a partir de 5. Consideremos el ejemplo del disco de 80 Gb que queremos particionar: tendrá 2 particiones primarias: NTFS-Windows y EXT3-Linux y una partición extendida (unidad lógica) para datos y la partición Swap. Para Windows serán C:\, D:\, E:\ y F:\ respectivamente; en cambio GNU/Linux los identificará de la siguiente forma:
    • hda1: primera partición primaria
    • hda2: segunda partición primaria
    • hda5: primera unidad lógica (fíjate que la enumera como 5 y no como 4)
    • hda6: segunda unidad lógica

Esperamos haberte ayudado en la comprensión del concepto de partición. Tanto si utilizas sistemas Windows como Sistemas GNU/Linux, la gestión de particiones es una tarea básica a la hora de acometer instalaciones de Sistemas Operativos pero también resulta básico para ordenar adecuadamente tus archivos en el disco o discos duros, o para gestionar la gran variedad de discos duros externos que localizarás en el mercado informático. Te recomendamos encarecidamente que sigas nuestros posteriores artículos si estás interesado en estos temas.

Enlaces:

Estadísticas Este artículo ha sido visitado  10318  veces


Acciones

Informaciones

6 Comentarios a “Instalando Ubuntu (1): Gestión de particiones”

15 04 2007
Alejandro Valero (16:06:10) :

Estupendo artículo y estupendo blog el tuyo, que sigo con toda atención, porque además te preocupas por temas de software libre en educación, que es también mi interés principal. Te deseo lo mejor con este blog. Un saludo.

16 04 2007
celestino arteta (22:24:01) :

Felicidades por el artículo, es genial y muy aclaratorio. Yo también sigo tu blog porque das en el clavo de lo que necesitamos muchos usuarios. Y por supuesto software libre al que creo, que pronto, vamos a tener que migrar por incompatibilidad de caracteres con el windows oficial.
Un saludo

17 04 2007
Alejandro (15:36:58) :

Enhorabuena por el artículo, llevo unas semanas siguiendo tu blog y me parece que está muy bien.
Los artículos son sobre software libre y están muy bien explicados.

Un saludo.

8 08 2007
Txopo (13:13:21) :

Magnifico!!!! articulo muy claro y muy util. Justo lo que andaba buscando. Enhorabuena por la explicacion. MUCHAS GRACIAS!!!!!

7 10 2007
PECO (17:33:52) :

HOLA. ESTABA LEYENDO EL ARTICULO DE LAS PARTICIONES PORQUE NECESITO HACER UNA PARA INSTALAR UN SOFTWARE. TENGO DOS DISCOS DUROS. SUPONGO QUE EN EL C ES DONDE ESTA INSTALADO EL SISTEMA OPERATIVO. EN EL D ALOJO ARCHIVOS. ¿LOS ARCHIVOS DEL D ESTAN PROTEGIDOS EN CASO DE LA ENTRADA DE UN VIRUS O FALLO EN EL SISTEMA OPERATIVO? ¿ PUEDO INSTALAR EL SOFTWARE QUE ME REQUIERE LA PARTICION EN D . ES DECIR D ES COMO UNA PARTICION? MUCHAS GRACIAS..

20 11 2007
juan carlos (12:55:49) :

soy studiante de sistemas en un tecnologo y me piden manejar linux en comandos pero no hay muchas personas que lo manejen y lo quieren enseñar,
poe favor enseñar mas, gracias

Enviar un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image