Algaida + Artá + Palma II

18 10 2008

grupo-18-10.jpg 

La ruta de hoy comienza con una visita a la fábrica de vidrio de Can Gordiola. Además de Dani y Pep, los monitores habituales, nos acompaña Dª María Francisca Alorda, Jefa del Servicio de Innovación Académica de la Consejería de Educación del Gobierno de Baleares. Hacemos un corto viaje en autocar para llegara hasta Algaida. La fábrica presenta un aspecto un poco antiguo;  hay que tener en cuenta que la fábrica de Gordiola tiene actividad en la isla desde principios del siglo XVIII. Parece distribuida de forma  que los visitantes puedan recorrerla, pero sin interferir en el trabajo de los artesanos. Primero visitamos la tienda; aprovechamos para comprar algún regalo para la familia y los amigos y poco después comenzamos la visita guiada; nos dirigimos hacia los talleres donde se trabaja el vidrio. Un representante de la empresa nos va explicando el proceso a la vez que vemos a los trabajadores en plena faena. Podemos contemplar las distintas fases de la elaboración de las piezas: sacar el vidrio del crisol, realización del soplado para darle la forma requerida, el corte final y el enfriamiento paulatino en diferentes hornos de  temperaturas decrecientes. Subimos después al museo. Es pequeño pero tiene algunas piezas bellísimas; también llaman la atención 2 cuadros firmados por Lucas Giordano.

De la fábrica de vidrio salimos hacia las cuevas de Artá. Mientras no acercamos Pep nos contó una bonita historia, narrada en un poema épico muy importante en la literatura catalana de Mallorca, “La deixa del geni grec”. Una frase de dicho poema está grabada sobre una piedra en la cueva. A la llegada y mientras esperamos el momento de entrar nos hicimos unas fotos “informales” en la escalera. Después visitamos la cueva. Las estalactitas y estalagmitas formadas a lo largo de millones de años, nos ofrecen un impresionante espectáculo.

Vamos discurriendo por las distintas salas con sus nombres de carácter religioso, “el cielo”, “el purgatorio”, “el infierno”;  a mi juicio no son nombres muy adecuados, porque su origen nada tiene de divino y es bien conocido: la acción del agua sobre las rocas en una reacción química que nuestros bachilleres conocen perfectamente.

Finalizada la visita nos vamos a descansar un poco a una preciosa cala. Después de un baño relajante comimos, muy bien, en un restaurante en Cala Agulla.

Por la tarde reanudamos la sesión en el casco antiguo de Palma. Hicimos un recorrido por el barrio gótico visitando el patio del convento de monjas de clausura, actualmente en restauración. Pasamos después al barrio judío y a continuación fuimos hacia la escultura de Jafudá Cresques,  cartógrafo mallorquín del siglo XIV. Pep dio unas nociones de representación cartográfica y luego  nos dirigimos a ver la tumba de uno de los personajes más importantes de la ciencia y la cultura de la historia de Baleares: Ramón Llull.

Finalizada, por el momento, la actividad académica disfrutamos de una hora de descanso; aprovechamos para ver la actuación de un “castellet” y, a continuación,  tomar un chocolate con una ensaimada.

Sobre las 19.30 h nos dirigimos al albergue.  Como cada día: ducha y cena. Hoy no había prevista ninguna actividad después de la cena, así que se formó un grupo de alumnos/as que, acompañados por una profesora y un profesor, nos fuimos a dar una vuelta por el paseo marítimo.

Poco después de la media noche nos fuimos a dormir. Al día siguiente nos esperaba una visita muy esperada: la isla de Cabrera.

Estadísticas Este artículo ha sido visitado  1050  veces


Acciones

Informaciones

Enviar un comentario


*
Para demostrar que eres un usuario (no un script de spam), introduce la palabra de seguridad mostrada en la imagen.
Anti-Spam Image