Turiellos: escuela pública abierta a la equidad e

Blog de ártículos interesantes

El inicio escolar.

1-logonino900ancho.jpg

Al cole de mayores

Todo cambio cuesta. Requiere una aclimatación y eso, un esfuerzo. Por este motivo es probable que los primeros días de colegio sean difíciles para tu hijo/a  y para ti. “Para él, porque va a un entorno nuevo, que le pide un rol nuevo. Y para ti, porque supone un cambio en tus rutinas y porque debes aprender a dejar a tu hijo con otras personas”, explica Cristina Mudarra, psicopedagoga y profesora de la Universidad Internacional de Cataluña.

Además, puede que le veas algo triste o que incluso, llore los primeros días porque no sabe si le irás a buscar o no y porque el llanto es contagioso y verá llorar a otros niños/as de su clase. Es completamente normal.No hay que alarmarse.

También porque tiene que ir a un sitio donde le hacen compartir muchas cosas, donde debe aprender a relacionarse con niños/as a los que no conoce y donde hay un horario establecido. Todo ello supone un aprendizaje y desconcierta a la mayoría de los pequeños/as, incluso a los que han estado antes en una guardería.

Tu actitud, fundamental

Tú puedes ayudar a tu hijo/a en la adaptación. De entrada, ten por seguro que si su base afectiva es sólida, le será más fácil afrontar el cambio.

Y después, con tu actitud positiva y firme, conseguirás que los nervios den paso a la alegría.

Apunta estas pautas que empiezan unos días antes del inicio escolar. La recompensa vale la pena. Una vez superada esta etapa disfrutarás mucho, porque el primer año de escuela  es muy gratificante.

Verás un cambio enorme en tu hijo/a: cómo gana autonomía, con qué ilusión te enseña sus primeros trabajitos, cómo hace amistades…

No hay comentarios